Posts Tagged ‘nietzsche’

HISTORIA-DEL-SUICIDIO-GALATA-SUICIDANDOSE

Finalmente un moralista- tenía pendiente de terminar este comentario por una pregunta sobre Blesa que me hiciste Loli. Tu que eres mi consuelo local en las redes sociales compartiendo las nauseas por cuanto nos rodea, y mi gran alegría. La de estrecharte la mano con la que sujetas la correa de cuero del perrito que paseas. Mano tan blanca, tan suave y ligera que casi no pesa ni se nota en mi mano, casi pluma angelical, pero en vez de glaciar, cálida y hermana, en esos encuentros casuales cuando vegetamos cada uno a su manera por vall d´uixo, intentando encontrar, no ya el derecho a la vida, que es una estupidez jurídica, sino el sentido de la vida, que es lo que nos debe ocupar como única responsabilidad. La muerte de Blesa, elegida a tiempo y antes de perder la libertad es el mayor manifiesto anarquista y acto poético a favor de la dignidad y la vida, ocurrido en España desde el principio de la crisis, y creo que debería haber sentado algún tipo de costumbre y responsabilidad entre nuestros dirigentes. Debería revindicarse a Blesa desde las marchas de la dignidad y pedir Podemos ejemplo como el de Blesa en el parlamento. Blesa perdió el sentido de la vida, y fue consecuente de ello.

¿ No deberíamos amar a una persona así y orar por ella?

Bendito seas Blesa entre todos los corruptos

Venga a nosotros tu voluntad.

No nos dejes caer en la tentación de vivir arrastrando una vida indigna.

Más libranos de toda vida indecorosa.

Haznos tener vergüenza

y que no desmaye nuestra voluntad,

en su último acto.

Por los siglos de los siglos,

valor,

amen.

Angelillo de Uixó.  relatos, reflexiones de mirar las redes sociales.

 

cimg9846

 

Cierto día el buen hermano pobre apagó las noticias asqueado de escuchar tanta majadería exclamando:

” las noticias del gobierno no son de mi reino”

Y bajo al pueblo de los lobos donde la policía cuidaba de los niños que iban al colegio.

Al cruzarse con ellos el buen hermano se dijo:

Nada he de temer.

En una sombra se encontró como si fuera una sombra de si misma a una bella rosa que amarga se quejaba sin perder su aroma a belleza y  felicidad.

Ay, nos falta un buen gobierno en el reino.

A su alrededor se encontraban muchos de los suyos bien alimentados y vestidos como jueces, policías, periodistas, tenderos, empresarios, que también se repetían:

Ay, nos falta un buen gobierno en el reino.

Los pobres que pasaban por la calle al verlos distraídos se reían, y algunos, aunque eran borregos, se convertían en fieras muy reflexivas, como la gente de las tertulias, y así les replicaban cuando en el fondo los querían como gobernantes:

Habéis traicionado a vuestro ganado.

Y como si fuera parte del coro de los suyos , levantó el  buen hermano al llegar hasta ellos el puño en señal de burla por el cambio, pero estos creían que era una señal para ser dirigidos por él y así se acercaron como si fuera un mesías repitiendo su oración:

Ay hermano, nos falta un buen gobierno en el reino.

¿ quieres ser nuestro pastor?

Más este les dijo una vez lo rodearon:

Oh trono de rosas que tientas el puño de pana a subir a lo más alto.

Habéis conquistado el poder escalando sobre lomos de corderos, prometiéndoles felices pastos que eran todos falsos.

Os habéis puesto la mascara del humanismo, del progreso, del bien, predicando una cosa y haciendo la contraria.

Más la más bella rosa habló viendo que sus corderos  lloraban arrepentidos:

Nos tentaron los ricos.

La buena vida.

¿ qué íbamos hacer?

entre nosotros había mujeres, miserables, enfermos que no habían conocido más que la opresión y el hambre, la fabrica  y el traje de pana.

El buen hermano pobre, que conocía la tentación de la carne, conmovido ante la más bella rosa la guió como un padre:

Debéis estar tranquilos, en estos momentos los nuevos pastores del cambio que os han quitando el espacio ya están siendo tentados por la buena vida. La mascara que se han puesto de pueblo, de plebe, de borregos, poco a poco les irá cayendo, y acabarán gritando que no es malo ser rico, sino que lo horrible es ser pobre, y los borregos irán contra ellos indignados y volverán a vuestros brazos porque tendrán necesidad de creer en algo político.

Y la más bella rosa llena de esperanza le preguntó al buen hermano:

¿ Y eso cuándo ocurrirá?

El buen hermano notó que todo el mundo estaba a su alrededor expectante con la buena nueva que iba a decir, por eso guardo unos segundos de silencio antes de decir:

cuando encontréis un buen eslogan.

Paz y bien.

El coro se abrió y la luz entró en el corazón de todos ellos.

Angelillo de Uixó.

<a rel=”license” href=”http://creativecommons.org/licenses/by-nc-sa/4.0/”&gt;Licencia de Creative Commons
Este obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional.

 

 

 

 

 

CIMG9583

Imágenes, vídeo con lectura de Así hablo Zaratustra  para un poema de mismo título  basado en un poema de M.B Ibáñez.

Nunca fuiste ni serás poeta, (reeditado en nueva versión)

 

 

El repelente Juan Pablo II con algas.

images

 


Acudí al mercado de Vall d´Uixó con un canasto lleno de mis productos ecológicos donde había mucha gente incrédula que se burlaban de mí y de la agricultura ecológica, entre estos se contaban las autoridades locales que proyectaban un futuro tecnológico donde todo tenía que tener una patente firmada por algún instituto. Nadie se esperaba que el tonto del pueblo acudiera al mercado con su canasto lleno de verduras y gritará a la gente que al verlo se apiñaron en torno a él a ver que decía.

No se si soñaba el papa Juan Pablo II conmigo, o yo soñaba con el papa Juan Pablo II , cuando se cruzó entre nosotros es espíritu santo mientras fatigado de trabajo me reclinaba bajo la sombra de una olivera a descansar preocupado por las plagas, condena humana.
Y una voz, la de Juan Pablo me tentaba a que fuera a la charca a recoger las algas.
Al despertar del hermoso sueño al verdoso lecho acudí como me ordenó la voz.
Noté fijo el ojo de las ranas a mis manos que como anzuelos enganchaban las algas ante su sonora queja, e iba vertiendo las extraña cosecha en un cubo con agua.
Más para la alquimia santa, necesitaba una planta que hiera mal al hombre cuando la tocará, la ortiga. Macerándolo todo aun se necesitaba un par de cosas.
Un poco de mi alma que vertían escupiendo al caldo y una oración bendita.

Hijo nuestro retirado allá en el cielo bostezando,
que no has conocido el trabajo en la tierra ni el yugo de los reyes,
Y que encarnas un personaje nacido de la división de las conciencias según las voluntades y los sufrimientos.
Boga hacia nosotros que te esperamos con los brazos abiertos para enseñarte a tus inventores.
II. De la gaya ciencia, Nietzsche.
“¿No habéis oído hablar de ese hombre loco que, en pleno día, encendía una linterna y echaba a correr por la plaza pública, gritando sin cesar, “busco a Dios, busco a Dios”? Como allí había muchos que no creían en Dios, su grito provocó la hilaridad. “Qué, ¿se ha perdido Dios?”, decía uno. “¿Se ha perdido como un niño pequeño?”, preguntaba otro. “¿O es que está escondido? ¿Tiene miedo de nosotros? ¿Se ha embarcado? ¿Ha emigrado?” Así gritaban y reían con gran confusión. El loco se precipitó en medio de ellos y los traspasó con la mirada: “¿Dónde se ha ido Dios? Yo os lo voy a decir”, les gritó. ¡Nosotros lo hemos matado, vosotros y yo! ¡Todos somos sus asesinos! Pero, ¿cómo hemos podido hacer eso? ¿Cómo hemos podido vaciar el mar? ¿Y quién nos ha dado la esponja para secar el horizonte? ¿Qué hemos hecho al separar esta tierra de la cadena de su sol? ¿Adónde se dirigen ahora sus movimientos? ¿Lejos de todos los soles? ¿No caemos incesantemente? ¿Hacia adelante, hacia atrás, de lado, de todos lados? ¿Hay aún un arriba y un abajo? ¿No vamos como errantes a través de una nada infinita? ¿No nos persigue el vacío con su aliento? ¿No hace más frío? ¿No veis oscurecer, cada vez más, cada vez más? ¿No es necesario encender linternas en pleno mediodía? ¿No oímos todavía el ruido de los sepultureros que entierran a Dios? ¿Nada olfateamos aún de la descomposición divina? ¡También los dioses se descomponen! ¡Dios ha muerto y nosotros somos quienes lo hemos matado! ¿Cómo nos consolaremos, nosotros, asesinos entre los asesinos? Lo que el mundo poseía de más sagrado y poderoso se ha desangrado bajo nuestro cuchillo. ¿Quién borrará de nosotros esa sangre? ¿Qué agua podrá purificarnos? ¿Qué expiaciones, qué juegos nos veremos forzados a inventar? ¿No es excesiva para nosotros la grandeza de este acto? ¿No estamos forzados a convertirnos en dioses, al menos para parecer dignos de los dioses? No hubo en el mundo acto más grandioso y las futuras generaciones serán, por este acto, parte de una historia más alta de lo que hasta el presente fue la historia. Aquí calló el loco y miró de nuevo a sus oyentes; ellos también callaron y le contemplaron con extrañeza. Por último, arrojó al suelo la linterna, que se apagó y rompió en mil pedazos: “He llegado demasiado pronto, dijo. No es aún mi hora. Este gran acontecimiento está en camino, todavía no ha llegado a oídos de los hombres. Es necesario dar tiempo al relámpago y al trueno, es necesario dar tiempo a la luz de los astros, tiempo a las acciones, cuando ya han sido realizadas, para ser vistas y oídas. Este acto está más lejos de los hombres que el acto más distante; y, sin embargo, ellos lo han realizado.”
Angelillo de Uixó y Nietzsche.

 

La vida: apología terrorista contra la que luchar.


Aunque no tenga nada que ver con Otegi directamente este poema por su alto contenido irracional y provocador, quiero dedicarlo a la liberación del preso Otegi, símbolo de la lucha por la paz y los derechos civiles en España. Felicidades amigo desde la prisión de Vall d´Uixó.


I.
Techo donde habitan las palomas
en la celda de Otogi.
Fuera
la pelea de las mariposas.
Alerta amigo policía
la vida
hasta ahora maldecida
cotiza en la bolsa a la baja.
En la literatura, en la prensa, en la poesía, en los conventos,
verdadera apología terrorista contra la que luchar.
Los ríos engendran un mar de asco
corriente que no hay forma de parar
siempre renaciendo
y nuestra vidas,
como una balsa de cuerpos flotando por el Ganges
Al pairo como navíos
que necesitan ser hundidos a cañonazos.
la realidad
un concepto que no hay forma de atrapar.
A patrullar,
A patrullar
Amigo sacerdote
porque nadie quiere vivir.
La palabra es una tumba
la ciencia y la lógica
su escatológico cementerio.
andamos con pasos de gallina por el tiempo
entramos encogidos en la cabaña donde habitamos
para hacernos la gran pregunta:
¿ quién quiere seguir viviendo así?
Cuando el gallo delirante llegue por la mañana
a picar en nuestros ojo de camaleones
con su gran espejo de miserias
que nos quite los disfraces.
Entonces hermano
mira tu imagen,
tu rostro el horror.
tú eres la apología terrorista.

Sonríe a la muerte
busca con la linterna una soga,
presto
bendice el filo de la guadaña
Ama la revolución
mete a empujones entre la muchedumbre,
tu cabeza bajo la guillotina
respira feliz en el patíbulo
adelanta en el reloj de la hora de tu ejecución.
Rápido, rápido
Tírate al fuego
Antes de que venga la policía a salvarte,
ante de que un juez te eche un cable
diciendo que has cometido un delito grave.
Mohamed angelillo de Uixó.

Licencia de Creative Commons
La vida: apología terrorista contra la que luchar. by Ángel Blasco Giménez is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 4.0 Internacional License.
Creado a partir de la obra en angelillo201.wordpress.com.

Mujercitas por la paz.

Advierto que la siguiente reflexión puede herir la sensibilidad del liberal burgués , y a ciertas mujeres feministas, y para eso lo he escrito.

Liberal ADN por la paz,

cual prisionero experimental,

nos transvalora en mujercitas.

¿ Por qué?

Porque siendo mujercitas ya no nos comprendemos ni nos respetamos.

Nos convertimos en la paz en seres bajos.

Pasamos de ser hombres a  mujercitas,

obedientes e indigentes.

Llorar, llorar hermanos pacifistas,

lo que habéis  perdido de hombres.

Pues la paz le resta el valor de lo bueno a la vida.

Nos provoca que nos de asco,

cualquier acto necesariamente cruel.

Y así se llena el mundo de convoyes,

que merecen pasar y no avanzan,

detenidos en las fronteras de los estados alambradas.

Para rodar como carros de gitanos,

con las pupilas llenas de lágrimas,

que vigila un cocodrilo en cuya boca anida el burgués,

el mayor depredador del hombre sano y fuerte.

Hoy somos mujercitas apaleadas y humilladas,

bajo la sonrisa degenerada  de un liberal.

moral y vengativo hasta en las palabras en los funerales:

“Sois las mujercitas más felices que nunca”

Pero yo, Angelillo Nietzsche vengo a rescataros.

No oculto tras una calculadora,

ni con una fórmula matemática,

ni el santo grial,

ni siquiera metido en el sistema.

Sino con la alegría de Nerón,   Dionisios y  Calígula,

vengo a gritaros en el mercado virtual,

sin una máscara que me oculte de la justicia,

ni siendo  arropado por banderas  o uniformes que desprecio,

tanto como al concepto de imperio.

Mi grito es el de los sencillos pastores Aqueos,

Los de la tribu de hombres  que se elevaron,

antes  de caer ante los filósofos:

! ir a por vuestro arco y vuestra espada,

a derribar esta farsa”

Retaremos a toda la sociedad que reza por la paz.

Amen.

Angelillo Nietzsche.

 
Mujercitas por la paz by Angelillo de Uixó is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 4.0 Internacional License.
Creado a partir de la obra enangelillo201.wordpress.com.

EL curriculum Chino.

Mi curriculum legal es una pistola cargada contra mí,

un descenso al chino que he llevado dentro de mí,

deseando sacrificarse junto a su gran número de chinos suspensos.

Los benefactores de la humanidad,

Ay hermanos,

los benefactores de la humanidad,

A veces se confunden con los los empresarios, con los licenciados… hasta con los sabios.

a los que les llega mi curriculum ,

cuando se rascan los cojones.

En cada empresa en que he estado,

es como haber vivido soñando,

alucinando recogiendo cascotes,

y arrastrando una carretilla.

Cada mañana,

después de echar la papilla antes de partir,

siempre con la misma sensación de ensoñación, de incredulidad.

Una vez aparque mi carretilla,

junto un tipo alucinante,

que llevaba 20 años en el mismo sitio,

y sabia de ese lugar todo.

Su mirada perdida,

estaba más allá de la pared llena de polvo del atomizador que tenía enfrente.

¿ que hago aquí maestro? Le pregunté.

No lo se- me respondió sin mirarme mi oráculo.

Entonces salí por la puerta con la carretilla y no volví.

Vague un año y un día ,

como un vegetal parasitario,

sufriendo el desprecio y amenazas de la sociedad,

hasta que me anime a hacer una segunda entrevista.

Allí me preguntaron si me consideraba una persona responsable.

Yo entonces me encontraba muy enfermo y degenerado.

Les dije que Sí,

Y se me abrieron las puertas,

que no tardaron en cerrarse,

cuando decidí vivir con orgullo.

Mi consejo moral amigos:

No olvidéis aplastar a los chinos,

y que una muerte a tiempo evita muchos males peores.

Angelillo de Uixó.

Licencia de Creative Commons
mi curriculum chino by angelillo uixo is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 4.0 Internacional License.
Creado a partir de la obra en angelillo201.wordpress.com.