Archive for the ‘maltrato animal’ Category

 

 

En vall d´uixo, esta mañana.

Lo siento, lo siento mucho- dos o tres veces he dicho esto,  mientras María apenas podía hablar ahogada por las lágrimas.  Haciendo un esfuerzo ha proseguido hablando

Estaba con la cadena ahogado, ademas…ayer hizo mucho calor,

( ha vuelto a romperse llorando)

si me hubiera asomado- al decir esto se ha debido sentir culpable, y se ha descompuesto totalmente en  lágrimas, bajo las gafas no paraba de pasarse pañuelos de papel que estrangulaba mojados entre sus dedos y tiraba al cenicero del coche. Yo, con los dedos  apoyado en la ventanilla , he esperado que se restableciera  guardando silencio. Más que por el relato de María, han sido sus gestos, sus movimientos espasmódicos, lo que me han hundido con ella en  la tragedia. con espanto,  podía ver el escenario tan solo levantando la cabeza.  Una docena de pinos plantados delante de una caseta eran testigos de este nuevo  drama que aquí es viejo. Atar a un perro desde cachorro a una cadena. algunos animales, llenos de deseos por vivir les pasa como a algunas personas de esta tierra, que no aprenden a convivir con sus cadenas y acaban  atados por la policía. La contemplación de la muerte de este cachorro de seis meses de color canela,  ha atado ha María, acostumbrada a ver a este cachorro junto a su casa brincando siempre feliz jugando con su perrita por su patio.

Imaginar el sufrimiento  de la muerte del   cachorro.

Bajo el cielo atado junto a su puerta y muy cerca de la mía para al amancer encontrarlo  muerto enrollado en su cadena, verdugo de metal frío  contra el que luchó él solo con garras y dientes ayer, eslabón por eslabón. Con sus  diminutos intentos de escapar de la muerte dejando como una huella en la cadena las marcas de sus dientecitos  yéndose de este mundo un animal   inocente, de sus diente blancos, de pura leche que ahora custodia la muerte

María incoherente, saliendo como entrando yo del trance de dolor por el drama, se ha despedido de una forma extraña-

me voy que se van a despertar-

-de este modo se ha alejado llorando. No sé muy bien a quien se refería,  pues vivimos en una zona llena de casetas que están casi todas deshabitadas, y aquí los pocos  que vivimos madrugamos mucho, y ya estaban todos los que podían oírnos asomados a las ventanas escuchando esta catástrofe anunciada. Hace semanas, al subir a su casa a cenar con ella y su pareja,  vi la muerte de ese animal  que me presentó. Al preguntar de donde salía, me relató  que era el perro de su vecino, que siempre dejaba estaba atado.  Solo los días que subía a darle de comer lo soltaba un rato, que aprovechaba para saltar a su casa  a jugar con su perrita, como en la ocasión que yo estaba presente. La prueba de que iba a morir ese perro pronto la tuve al confesarme María la conversación que había tenido   con su dueño para disuadirle de que no lo atara. Le explicó María que el cachorro suelto era más feliz que atado, y no suponía un peligro ya que se iba   a su patio y de allí no se movía jugando con su perrita, formando una alegre pareja. El dueño le contestó que haría lo que le diera la gana que para eso era suyo el perro. Entonces comprendí  su destino, porque cuando se tiene dueño se tiene destino, por eso me duele tanto y siento igual la muerte de ese perro que si fuera mío.

( En San Antonio Vall d´Uixó, se ha muerto un perro de un vecino  atado por una cadena con la que se ha ahogado, su muerte no la podemos aceptar)

Tu cola Colmillo lácteo, forma una ligera sombra de un día de primavera abanicando las hierbas que crecen junto a nuestra puerta, tras la cual tus hermanos se agitan para besarte la boca y olerte a romeros en flor del monte, mientras yo me preparo para alimentar la tierra de nuestro huerto en una mañana clara de luz, casi transparente.

Un silencio cercano, alargado, se ha liberado y nos ha sorprendido.  Durante un minuto ha pasado una tormenta y ha dejado todo por el suelo. María, aparecida como un rayo en nuestra puerta, cubierta únicamente por lágrimas resbalando por la tierra,recogiendo sus pedacitos con una voz traspasada por la guadaña.

No comprendía, ni se hacia a la idea de la imperdonable muerte anunciada de un perro atado   a una cadena , que ahora hay que desatar y enterrar.

Junto a la reja de la puerta, mis manos que abren la tierra, se han quedado atrapadas, sintiendo la vida mordida y arañada.

Hemos comprendido como hace en estas tierras prácticas el destino.

angelillo de Uixó.

Choose a License .update_bar { background-color: black; color: white; max-width: 800px; margin: auto; padding: 5px; text-align: center; border-radius: 1em; } #content[dir=”ltr”] .update_bar input { margin-left: 14em; background-color: white; color: black; } #content[dir=”rtl”] .update_bar input { margin-right: 14em; background-color: white; color: black; }

CIMG9031

Las nuevas voces de una hispania moderna naufragan entre las cuatro paredes  de las casetas San Antonio. Al nacer fueron  cal, con la edad han sido pintadas con una paletada plástica de colores de comunión que enciende la madrugada de escopetas de levante entre chumberas,  madrigueras y olivos que cantan con las presas del parany.

Cruces surcan el cielo con los brazos abiertos en los asientos. Almas de veraneantes que viajan de aeropuerto en aeropuerto sobre los surcos de ajos que se hunden cubriendo de puro blanco el suelo.

Brisa marina traspasa las cuatro paredes cuadradas. Llega empapada de bebida y amargura. Velero de llanto que mueve oscuras galerías bajo tierra donde descansan los gallos y las rosas que resucitan mojados de sus propias heridas. Fenixs de desdichas que se crucifican crucificando.

Picos y espinas se enredan entre muslos lanzándose un vomito alcohólico al quitarse la manta.

Se escupen los pechos,  arrancan las manos, sacudiendo los cabellos siempre cargados de tirones despeinados.

Se rompen los espejos al mirarse.

tranquila es la sangre que se hace mala,

en la hora en que dan palmas los gitanos.

Tranquila es la sangre cortada,

que busca nueva sangre para cortarla y marcha.

Allí queda la casa,

cuatro paredes mal puestas.

Un lamento se escucha quieto,

un gemido de perra olvidada que aguarda,

la segura agonía de vuelta en el monte.

Con las manos clavadas a la madera de la barra

golpea los vasos de whisky su amo que olvida.

Con una corona de espinos clavada en la cabeza,

esfina su dueña siete metros de madero de barra

con polvo de vía láctea para hacer el camino de vuelta a casa.

Cuando recuerden que han de regresar,

te enterraran.

lanzas al aire donde vibra un lamento de dolor contra el cielo

capaz de cortar los dedos de los gitanos que dan palmas.

Una corona de ajos blanco para cubrirte,

cuando regresen tus dueños.

Yo escribiré en tu epitafio,

dando palmas con los gitanos:

Vivan tus dueños.

La siguiente crónica poética está basada en hechos reales, para no asustar a nadie, la sangre no ha llegado al río, la perra protagonista de nuestra historia, Perla, aunque ha sido descuidada de una forma brutal, atada sin agua y sin comida durante varios días, quedando para colmo la cadena enganchada en una grieta de hormigón sin poder llegar a la comida y agua que varios vecinos le llevamos, ayer fue liberada por la policía local .  la situación creada es achacable a un modelo  sociedad más atrasada de lo que parece. El atraso africano ha sido ocultado con un fino maquillaje europeo. Las autoridades, bastantes miopes, preocupadas por el turismo en las cuevas no lo reconocen. Eso ya lo pagarán en la historia local. La vall d´uixo del 2017, es un anacronismo a la españa de principios del siglo XX descrita por Valle Inclán, Machado, la del 27 de Lorca, la de los años cincuenta de los Santos Inocentes de Delibes. Las pruebas para esta afirmación son mis crónicas , mi biografía , la vida que arrastro en este espejo deformado.

la vall d´uixo del 2017 se ha adaptado con su nueva tecnología, con los desarrollos en la informática, con su inclusión incluso a europa, a ese tiempo eterno de la España inamovible de esperpento,  atraso social y barbarie de siglos.

Vivan nuestras cadenas.

Angelillo de Uixó.

 

índice (more…)

divinas personas,   desnudos en espejo publico.

 

antena-3-noticias-feliz-navidad

En la noche de inmensa oscuridad, debía brillar alegre la tristeza en la mañana y acrecentar la atención frente al espejo de la televisión sobre la vieja tierra enferma de pobreza, que fermenta en imágenes de miseria moral y chavacana hispana. Casas con todos los miembros en paro. tejados bajo bombillas apagadas para no gastar luz. candiles sobre muebles carcomidos que sujetan una vieja televisión que parpadea  resplandeciendo como la llama de una hoguera que ilumina un reino de horrores. Ante el publico,  desfila  una  procesión de niños con enfermedades raras y deformes, formando con sus cuerpos un corazón para un calendario  con el fin de ayudarles en sus gastos en operaciones y amputaciones, que debían realizarles para repararlos.

La gran esperanza de la ciencia nacional, su caridad .

Así habla la presentadora de espejo publico vestida para la gala de arlequín masculino con dos monedas por ojos , manos nuevas de porcelana, semejando una reina de carnaval entre seres llenos de pústulas y llagas que jadean intentado escapar de ellos mismos. gritan los engendros con voz inhumana por el plató, mientras van dejando sus trajes caer al suelo para exhibir su deterioro mental y físico .  caras de idiotas al  uno y otro lado del televisor formando un espejo trágico, gótico y esperpéntico del que nadie puede huir. La única voz humana que se escucha por los altavoces, sale de una caja negra colocada en una mesa pidiendo dinero. Dinero que los tiene a todos atrapados.

La gala termina con un musical de Antena tres sobre el Papa Francisco para seguir al día siguiente con un solo de la presentadora . Surge de una esquina empujando una silla de ruedas vacía:

señores, el mundo está loco,

es un espejo deforme.

Los especímenes que vieron ayer

hoy están siendo revisados.

¿ fraude?

lo dirá la ley.

que aquí intentamos hacer el bien.

Sus padres,

paseaban sus engendros,

como si fueran gorriones,

pidiendo dinero.

y no solo eso,

exhibían sus cuerpos,

totalmente en cueros.

explotación sexual,

Lo dice el juez.

Le caerán 10 años,

tranquilo publico,

pediremos  que sean diez más.

Nosotros les informaremos.

aunque haya que  ser el diablo,

que mañana me pongo rabo.

Sigan atentos.

Porno entre mongoles.

Una entrevista con sus padres.

aseguran que están contentos,

si sus hijos son felices así.

¿ qué opinan ustedes?

mañana estarán en  antena tres.

Les dejaremos preguntar.

 

 

Angelillo de Uixó.

<a rel=”license” href=”http://creativecommons.org/licenses/by-nc-sa/4.0/”><img alt=”Licencia de Creative Commons” style=”border-width:0″ src=”https://i.creativecommons.org/l/by-nc-sa/4.0/88×31.png&#8221; /></a><br />Este obra está bajo una <a rel=”license” href=”http://creativecommons.org/licenses/by-nc-sa/4.0/”>licencia de Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional</a>.

 

 

 

CIMG9500 CIMG9503 CIMG9504

Intro:

Con 75 kilos de peso y 1, 70 de alto,  cuarenta años de edad, Angelillo de Uixó, el canario de la vall d´uixó, también conocido, como el terror de la vall.

I.

 

Juan Perro quiere que esté triste, por eso hace onomatopeyas psiquiátricas con la lengua desde la jaula donde vive encerrado, convertido en un esqueleto melancólico  y enloquecido.

Lack, lack, lack,

emite una y otra vez a este sonido cuando paso bajo su ventana acompañados de golpecitos a estas con sus débiles dedos.

Lejos de  desanimarme sus onomatopeyas de arriero que dirige al ganado, me anima al ir al trabajo en mi huerta ecológica donde pierdo el tiempo. Supongo que ésta es la nueva forma inútil  que ha encontrado  Juan Perro de provocarme después de nuestra última pelea que terminó conmigo en el cuartel de la guardia civil denunciándolo como si fuera yo un marica para no tener que pegarle como un hombre. Es curiosa la desunión que se ha producido entre nosotros que compartimos la misma situación de absoluto desamparo y miseria económico social hasta el extremo de haber pasado ambos hambrunas y consiguiente acoso social y policial  por las calles. Aún recuerdo los días que lloraba en mi hombro por el miedo a Aquiles, un joven quinquillero que acabó siendo un  romántico idiota que se intentó suicidar cuando le dejo la novia. Por eso me parecía tan patético el cambio de rol de Juan Perro, que en mi opinión, tenía que ver con su descendencia hebrea. Nunca comprender bien lo que pasa por la mente de los judíos, aunque él de ellos no tiene más que sangre en los apellidos. Juan Perro vive para los recuerdos. Los recuerdos de su vida gloriosa cuando era toxicómano y alcohólico. Entonces era alguien. Sin embargo la rectitud le ha asesinado. Cuando empezó a trabajar y dejo la mala vida se perdió. a veces eso ocurre, y llega una etapa en la  vida decente, honrada. Entonces  uno se encuentra rodeado de gente que solo odia. así me sentía yo desde que trabajo en mi huerto ecológico. LLevo la vida más recta y honrada de toda vall d´uixó. Un ser endemoniadamente ordenado, un ejemplo  para la localidad. Sin embargo, esto es una válvula  a presión en mi mente.No encuentro el camino, ni la salida. Me pasa como a Juan Perro, y supongo que como a toda Vall d´Uixó. El pueblo parece un lugar solitario en las fiestas patronales de peñas, pero no es así. Vall D´UIxó está llena de gente que odia. Se mueren de ganas por destrozarse unos a otros, por mucho que se disfracen de los trogloditas  de Pedro Picapiedra y Pablo, son  y serán  gente ordenada, recta, que una gran conciencia de como joder al otro. Saben que palabra adecuada emplear para empujar al otro, al prójimo  a los brazos  del suicidio, o como mínimo de la depresión. No hay habitante de vall d´uixó que en esto no sea un maestro.  Lo llevan en la sangre esta gente. En esta cloaca no han hecho otra cosa en los últimos milenios. Por eso, cuando deje atrás los últimos sonidos de mi pobre canario dando golpecitos contra la ventana y emitiendo sus últimos ” lack, lack, lack”  sonando cada vez mas lejanos, menos personales, ya no dirigidos  contra mí, sino contra la humanidad entera, notaba que el sonido de las fiestas me empezaba a envolver. Las comparsas, las carpas donde se reunían como ganado las cabezas de las peñas mezcladas con las autoridades dándose un baño de masas, en esa enorme mentira psiquiátrica  donde desfilaban toda clase de criaturas desdichadas, pobres, enfermas, profundamente desesperadas, hasta el asco más nauseabundo. Era el pueblo en estado puro. Hombres y mujeres conjurados bajo las mismas carpas, los mismos cadafales  utilizadas en la guerra de los cien años, en las justas medievales. Unidos  bajo la misma bandera, comiendo como en una emergencia militar, o como los animales de corral  los mismo alimentos de la misma olla.

Abría que gritar en peñas en fiesta:

a media asta las banderas  por favor,, hacer que suenen marchas fúnebres,  salir de la carpa a la calle y con vuestra cuchara invitar a comer al que pase y luego acariciarlo, besarle, ungirle los pies.

Ojala estuviera aquí viendo las peñas mi amigo Juan Perro. Seguro que le daría un ataque honestidad. Empezaría a dar golpecillos con la cuchara de comer como un gorrioncillo que salta dentro de una sartén sucia picoteando los restos de comida  que se ha quedado pegados, y empezaría a emitir onomatopeyas  con la boca a los peñistas que seguro repetirían a coro hasta el delirio, hasta el éxtasis orgiástico.

Angelillo de Uixó.

 

 

 

 

 

El niño Mongol que me acompaña

Por un camino de cielo y nieve,

Ignorante de nuestros amargos recuerdos.

Camina con sus pies descalzos,

Sobre la baranda de un rascacielos,

Que se ha desprendido.

Toma mi mano de anciano,

Y pasa,

A través de las puertas sin techo

Por el arco de mi espalda

Que cubren el tronco de nuestros años

En un sótano lleno de gusanos y setas,

Entre montañas de calabazas,

Cubiertas de flores amarillas.

Tan grandes como tazas de caldo.

¿Dónde están nuestros lidios blancos?

¿Dónde están nuestros lidios blancos?

¿Dónde están nuestros lidios blancos?

Los he visto colgados

En las pinzas nevadas de un cangrejo,

Que salta hacia atrás

En las playas cubiertas de tumbas y helechos.

Niño, hombre, anciano,

Venir a este festín de aniversario sin dientes,

A comer las hormigas,

Que han de expulsarnos de este mundo.

  1. So payaso ( de extremoduro)

 

Puede que me deje llevar puede que levante la voz
y puede que me arranque sin más,
¡a ver qué me dice después!
quiero ser tu perro fiel,
tu esclavo sin rechistar
que luego me desato y verás,
¡a ver qué me dices después!
so payaso, me tiemblan los pies a su lado
me dice que estoy descolorío,
la empiezo a besar…
¡a ver qué me dice después!
so cretino, me tiemblan los pies a su lado
me dice que estoy desconocío,
me empiezo a pensar…
¡a ver qué me dice después!
acércate y verás
que no sé como hacerlo peor,
despacito pero mu mal,
¡a ver qué me dice después!
hago casas de cartón,
ayer bebí hasta jurar
pero hoy no me levanta ni dios,
¡a ver qué me dice después!
so payaso…

Angelillo de uixó y extremoduro

El contacto con el corazón de las tinieblas.

le han cortado la cabeza y dado forma de corazón

le han cortado la cabeza y dado forma de corazón

Hail to San Antonio

Hail to San Antonio

Al asomarme al girar la curva en aquel lugar, observé en lo que parecía marcar el final  que separaba la parte urbanizada de vall d”uixó, de   lo que era un lugar inverosímil de explicar colonizado por casetuchas. Daba inició a este confuso territorio una señal de prohibido circular a más de 20 por hora, al que habían colgado un cartel a modo de bienvenida o advertencia   clavado en el poste que sujetaba esa señal, donde unas letras negras sobre el cartel  blanco como el marfil, o cómo las alas de ún ángel perdidas en el infierno,  anunciaba que el viajero se adentraba en territorio de la asociación de vecinos de  San Antonio. Tras la señal, se extendía un angosto  camino serpenteante. No de color  negro, cómo el del asfalto que llegaba justo hasta mis pies, si no blanco, debido a la ligera capa de hormigón del que estaba hecho. a los lados de este zigzagueante camino surgían casetas cochambrosas, con aspecto de abandonadas , separadas por bancales con algarrobos moribundos repletos de hierbas que crecían sobre bolsas de basura desgarradas por los mismos hierbajos.
Comencé a caminar inquieto entre aullidos de perros, cuando divise a un enjambre de moscas que revoloteaba en torno a un despojo brillante. Me acerqué despacio dispuesto a ver que era aquello. Una hermosa serpiente de colores aún muy vivos, morena y plateada en su mayoría, que me recordaron al agua, al mar. No sería mayor de medio metro. Estaba decapitada.  Su cabeza estaba separada un palmo de su cuerpo, al que las manos  de alguno o algunos de los moradores de aquel lugar,  que imaginé habrían sido sus verdugos, le habían dado la forma de corazón de forma macabra con sus despojos. Como en una especie de ritual pagano, muy acorde con ese ambiente agotador y violento, donde reinaba un asfixiante calor húmedo después de una breve tormenta de junio. Yo contemplaba la escena, me atrapaba, y trataba de darle sentido. Observe cómo el deseo carnal, la tentación (la serpiente) era aplastada por los instintos profanos de aquellos salvajes.  Debía ser para estos paganos idolatras  algo deseable por el que se adentraban a lo prohibido de forma religiosa.

culebra muerta

Empece a hacer algunas fotos para enviar a  la revista de antropología Española  Mongolia,  e intenté tomar   algunas notas para aclara mis pensamientos.

Hoy las reviso, las estudio tratando de descubrir que significaba aquello que escribí:

Terrible mundo del corazón humano, con la razón deformada, venerando la muerte y el crimen,como algo sagrado. Prohibición  tentadora el amor, cómo un vinculo de asco y nausea a la naturaleza,
¿ decapitada la vida sagrada? Si, decapitada por lo profano.
Hay algo asociado con la actividad sexual con está imagen de horror.

¿ Es el horror algo sexy?

quizás buscaran advetir del peligro del deseo mis vecinos.

quizás buscaran advetir del peligro del deseo mis vecinos.

Si, creo que la actividad sexual se desata entre estos salvajes con la visión horrorosa y erótica  de la muerte. Es posible que requieran la presencia de animales muertos en sus actos sexuales la gente de vall d´uixó.  Realmente es una visión espantosa el nuevo rostro del horror. Imagino que todo este territorio estará sacudido por este tipo de personas amorales, sin ningún tipo de principios, que se deslizan  cómo lo hizo esta serpiente por el filo de una navaja intentado que no les corten la cabeza.
Cuando estaba en ese lugar tenebroso recuerdo que me dieron  ganas de gritar:
El horror, el horror, el horror,

pero pensé, si grito esto estoy seguro de que saldrán a masturbarse gentes de este lugar.
Mientra tomaba notas, note cómo unos ojos brillantes, cómo los de una hiena me miraban a través de la ventana de una chabola. No estaba solo en ese lugar, de eso estaba seguro,me pareció incluso oír unas voces agitanadas, así que seguí trepando por esa cuesta serpenteante, cuya cabeza terminaba en una ermita blanca dedicada al patrón de los animales; san Antonio, quizás allí, en lo alto de la cabeza de ese lugar podría  comprender el vinculo entre los cadáveres y el amor.

Hoy sigo repasando las notas, sigo sin comprender bien que significaba aquello.

misoginiadiosjesusateismo1culebra muerta
Angelillo de Uixó.

Licencia de Creative Commons
El contacto con el corazón de las tinieblas. by ángel Blasco Giménez is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 4.0 Internacional License.
Creado a partir de la obra en angelillo201.wordpress.com.