Posts Tagged ‘política’

Todos los caminos llevan al PSOE.

Imagen

Resumen:

Sigue relatando Angelillo de Uixó el viaje a Altura, Marines y Olocau.

Ha llegado a Olocau perdido desde Marines Viejo con su amigo Virgilio.En las calles de estos pueblos deshabitados no hay gente, y quieren saber por donde se llega al despoblado morisco de la Olla para encontrase con los resto de la antigua civilización que les ayude a comprender el presente.

Imagen

Intro:

Oh hermanos antisistemas:

guardar las cerillas, el coctel molotov, la antorcha un momento.

No la uséis con impaciencia o el bosque se incendiará.

Imagen

Escena I.

Imagen

En el pueblo de Olocau Angelillo de Uixó se detiene admirado al ver un caballo galopando con un jinete muerto en su grupa.

Pálido y emocionado mira el camino del bosque del que proviene el jinete. Interrogándole:

¿Quien te disparo esos claveles que te han matado jinete desconocido?

¿Quien le pone ahora laureles a tu cabeza huérfana?

El jinete pasa delirante sin escuchar las palabras.

Los cascos del caballo pasan por encima de las flores.

y la tierra se convierte en una colilla.

Imagen

Escena II.

Imagen

Llegan a la puerta de la sede del partido socialista de Olocau.

En la fachada cuelga un cartel llamando a la lucha que observan Angelillo y su amigo Virgilio entre risas.

Caminan por sus calles deshabitadas y limpias.

Escuchan voces humanas en la sede del partido socialista.

No pasa nada por hablar con ellos ¿Verdad?- pregunta Virgilio a Angelillo ante la puerta.

Yo, hace ya muchos años, en un acto cultural de progres en la universidad de filosofía de valencia, cogí del brazo a una socialista y la arrastre detrás de unos arbustos, así nos hermanamos.

Un bonito acto de fraternidad- contesta Virgilio.

Pasemos pues, no seamos hipócritas- resuelven entrando.

Escena III.

Imagen

Varios socialistas dialogan en el salón:

¿ Podemos nosotros vivir ajenos a los misterios de la lucha de clases?

Si queréis ser felices, si- les grita Angelillo que no ha podido resistirse a contestar con indignación.

Los socialistas se giran hacia la voz que se encuentra a sus espaldas con serenidad. No muestran una respuesta de sorpresa ante los rostros desconocidos, ni ante la crítica amarga e hiriente.

Educado y lacónico, un socialista con un timbre de voz teatral les señala dos butacones y así les habla:

Sentaros hermanos.

Os habéis perdido buscando el despoblado morisco de la Olla, ¿verdad?

Atónitos Angelillo y Virgilio se miran con inquietud y admiración ante la respuesta y el aplomo del socialista.

Cierto- responden ambos al unísono.

¿Tenéis telepatía?- pregunta Virgilio intrigado.

No. Tenemos algo mejor, ¡carrera universitaria!- contesta uno los socialistas en nombre del grupo.

Os diremos donde se encuentra el despoblado, pero antes tomar asiento y escuchar- insiste el socialista.

Angelillo y Virgilio se sientan obedientes en los confortables sillones. Varios socialistas les llevan unas tapas de jamón, gambas, y unos vasos de vino. Agasajan los socialistas a los forasteros de forma ibérica. Una música ligera y sensible empieza a sonar.

El camarada Pablo se presenta cómo tal vestido con frac, chistera y un reloj hipnotizador que mueve pendular ante los ojos de Angelillo y Virgilio; empieza a hablar:

Imagen

Los socialistas contestan a los antisistemas.

Los antisistemas os creéis muy especiales porqué la policía os detiene,

los medios de comunicación os filman,

y os nutrís de arte alternativo.

Habláis con la arrogancia,

y escupís a una sociedad hipócrita.

Una sociedad de idiotas.

Pero ¿ quien es más idiota?

Nosotros o vosotros.

¿ por los tarados vale la pena sacrificarse?

Contemplar que sociedad tenemos:

Basura blanca, chonis, canis, cocainómanos, depresivos, festeros, musculitos, obreros que votan al PP, el 15-M…

En nuestros años de facultad,

Los aquí reunidos.

También creíamos que éramos muy especiales.

Leíamos a Marx, a Freud y a Mao.

Despreciábamos la clase media, la familia, y la religión.

Y ahora aquí estamos.

En un apacible pueblo llamado Olocau.

Viendo cómo todo se desploma mientras cobramos a principio de mes.

Imagen

¿Puedo hablar?- pregunta angelillo de Uixó.

EL camarada Pablo le deja hablar:

¿ Es complicado ser burgués ahora que la gente pasa hambre?

EL camarada Pablo contesta:

Oh no, nada de eso, ha resultado de lo más sencillo.

Un poco de maquillaje en la televisión,

Otro poco de ayuda de la cultura,

Un pacto con la derecha por la paz.

Y sobre todo hundir cualquier alternativa de izquierdas,

Y aquí nos tienes haciendo lo que desearíais hacer vosotros:

Contemplar tranquilamente cómo todo se hunde.

Y yo os pregunto:

¿Quien es el listo y quien es el tonto?

Escena IV.

Imagen

Angelillo y Virgilio huyen de la sede socialistas apaciguados.

Tienen toda la razón del mundo- se dicen pensativos, y recuerdan que han olvidado preguntar donde está el despoblado morisco de la Olla.

!EL despoblado!- exclama Virgilio.

Es igual Virgilio- replica Angelillo- ya lo encontraremos, me da miedo volver entrar a la sede socialista.

¿ Crees que te pueden convencer?- pregunta Virgilio.

Con el estomago vacío y a punto de entrar en prisión: si. Me siento cómo un idiota- con tristeza responde Angelillo.

EL jamón estaba bueno- contesta Virgilio hurgando con el dedo un trozo que ha quedado entre los dientes.

Angelillo afirma con al cabeza y añade:

La función ha estado bien. Razón no les sobra a los socialistas- reflexiona y se pone a llorar.

Virgilio le pasa el brazo por el hombro, y se pierden en una calle llena de gatos tristes y azules.

Angelillo de Uixó.

Imagen


Todos los caminos llevan al Psoe by Ángel Blasco Giménez is licensed under a Creative Commons Reconocimiento 4.0 Internacional License.