Posts Tagged ‘medio ambiente’

( Poema para Cristina)

 

Es la naturaleza salvaje, salvaje, salvaje.

No hay lobos en esta tierra,

No hay rapaces en este cielo

Ya no existen en el teatro de estos campos,

La función de la  lucha por la vida

Entre el buitre y la bestia  malherida.

 

Es la naturaleza salvaje, salvaje, salvaje

La que busca el senderista y el cazador,

Cuando se encuentran en estos campos de naranjos.

Odian las monotonías de sus vidas,

Por eso tienen miedo al cruzarse,

a que no quede un gusano en la tierra,

Ni una paloma en el cielo.

En la sombra de los naranjos,

sale perdida la bala huyendo de la monotonía.

alcanzando al paseante de rodillas en el azahar.

 

Odian el cazador y el senderista,

que la naturaleza no sea salvaje, salvaje, salvaje,

Cuando silba la bala perdida,

entre las flores y las colmenas

para encontrar un pulmón lleno de aire

de  un senderista que cae al suelo mirando al cielo,

como  fuelle  se plega ,resoplando un reguero  sangre.

Mientras huye un cazador enloquecido de los naranjos

Protestando que no quede naturaleza salvaje, salvaje, salvaje

De la vida.

Angelillo de Uixó.

*****

El poema está basado en una excursión en bicicleta un domingo con un amigo que me acompañaba mientras yo le enseñaba mi tiro de perros enganchado a la bicicleta.  Él me mostró la cantidad de cartuchos de caza que había junto el camino que realizábamos entre maquial, aigua molls, rodeno…) previamente le comenté lo que me ocurrió en una batida de caza dos o tres semanas antes, me metí en ella corriendo un gran riego. Hay que decir, que en Vall d´Uixó entre mucha gente que pasea por el campo hay preocupación por los cazadores . Están bajando del monte, y cada vez  se acercan más a  los caminos, y a las viviendas a cazar, provocando preocupación por el riesgo que conlleva. Está dedicado a Cristina, que es una muchacha que conozco que le encanta salir de la monotonía del trabajo yéndose de escapada los fines de semana con su pareja y sus amigos a hacer excursiones al monte o al mar, sin saber el riesgo que conlleva de que un cazador los alcance mientras pasean cerca de la playa, o un camino lleno de campos de naranjos.

Licencia de Creative Commons
Este obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional.

 

Advertisements

Prensa de un mundo feliz.

DSCN0010DSCN0014
9 de la mañana, Josep Porcar entra a la subdivisión del departamento de folclore y ecología del diario mediterráneo suspirando aliviado porque llega justo a tiempo. Su aspecto de es cansado, lleva varios meses que no duerme bien por culpa del trabajo. Cada día sin saber la causa  se le hace más monótono, menos creativo, y más estresante su oficio de periodista. Al llegar  apenas hay nadie, en un momento, casi a empujones como una tropa surge gente llegada con prisas y agobiadas. Tienen aspecto de desengañados y por sus gestos  se sientan fastidiados de trabajar. EL reloj de la pared marca las 9 y un minuto. los teclados y aspas de los ordenadores empiezan a moverse.

DSCN0016DSCN0012

Desde la ventana Josep mira un instante y como algo ajeno la calle.  ve a los jornaleros de la naranja que regresan a casa sin trabajar portando  sus fiambreras en las manos, vestidos con sus trajes mugrientos, vueltas las caras al cielo que empieza a clarear y a calentar de lo lindo pese a estar en noviembre. Saben que  en un día se secará todo tras las lluvias torrenciales de la noche,  a lo más, dos día sin jornal, pero tienen la seguridad de que  no volverá a llover en seis o siete meses .
Josep se vuelve  a Joaquín que acaba de sentarse. Su   mesa,la número 12,    está enfrente. Lo mira de reojo con rabia, aun observa la calle y a esa gente sincera que ríen contentos por las lluvias, pero que a la vez están preocupados porque al campo le pasa algo, ya no es lo que era.
Joaquín recibe una llamada.

Ringggggg ( suena el teléfono chirriante anunciando que empieza el día de verdad)

Aquí Joaquín del diario mediterráneo ¿ en qué puedo ayudarle? Si es un confidente diga confidente, si ha sido testigo de un crimen estúpido, extorsión de un vecino,   un chantaje de un inmigrante, diga extorsión, si desea que vayamos a ver las fiestas populares de su barrio diga fiesta.
Se escucha una voz autoritaria y ronca que le es familiar, se  identifica después de decir fiesta como portavoz de la guardia civil  unificada. le pasa a  explicar el motivo de su llamada:

A la virgen del lidón le han pintado los labios unos anarquistas y se los han besado. vengan rápido a escribir su artículo que los tenemos detenidos, y los vamos a trasladar  a la audiencia nacional pintados con la bandera de España en la cara. Se les va a quitar las ganas de hacer el vándalo con nuestra Señora.
Joaquín se levanta y mira con una sonrisa de triunfo a Josep estirándose los tirantes.

Antonio un becario de 25 años de periodismo va cruzando el pasillo entre las grises mesas de los periodistas  repartiendo dossier con ordenanzas, directrices, instrucciones del ministerio del interior y de las fuerzas de seguridad para que redacten los artículos. En la subdivisión de folclore todos saben que Joaquín tiene allí las horas contadas.   Está apunto de subir a la segunda planta donde se redactan noticia fabulosas sobre política y sociedad.

Joaquín se acerca a Josep que está  hojeando el calendario festivo para escribir sobre alguna fiesta patronal. Tiene la mente  en blanco sin saber por donde tirar.
Josep ,Josep- le llama Joaquín notando que esta atascado y angustiado. da dos palmadas casi rozando su cara desencajada  que le sacan del aturdimiento.

Josep con desagrado  observa plantado a Joaquín delante de él con sus barba rubia de  dos días, su camisa a rallas con tirantes marrones que sujetan unos pantalones de vestir de fina tena negra brillante y hablando en tono de falso halago:
¿ No te importa ya que eres el más veterano escribir la noticia programada por mi, verdad?-

 

Josep se dice para si ” lo pregunta el cabrón irónico y en alto para que el resto lo escuche”

Joaquín prosigue:
Yo voy a escribir una noticia por libre. es una noticia terrible, algo que va a dar que hablar en los bares y las capillas.
Josep atrincherado tras sus botes llenos de bolis,  los calendarios de santos y fiestas, tartamudea impotente sin saber como escapar  de esa nueva humillación que le suelta Joaquín.
¿ y qué ocurrirá  con el artículo que te han programado Joaquín? – le pregunta sin mirarle.
Joaquín suspirando con paciencia y sentándose  en el borde la mesa de Josep moviendo  sus bolis, disfrutando del poder que tiene sobre Josep que suda, y nota su malestar interno le responde sobrado:

Tengo permiso del director siempre que me llame la guardia civil, la policía  nacional, la local o los jueces, de darles prioridad y servicio. Trabajamos para el sistema no lo olvides.
Josep silencia unos segundos sin saber que contestar, ve tras el hombro de Joaquín a Antonio está ya cerca repartiendo en la mesa contigua el dossier pertinente a un pelirrojo que está más atento a la discusión entre los dos más veteranos de la sección que al articulo que debe hacer sobre la naranjada.
¿ Y que pasará con mi artículo? le pregunta casi chillando Josep cada vez más agobiado.
Joaquín tocándose con los dedos la diminuta barba le responde frío:

Haz una fusión.
¿ Una fusión? pregunta atónito Josep  con el corazón palpitando mientras el resto compañeros escuchan con disimulo, y se curten en ese mundo paralelo  a las  leyes  de naturaleza que es el mundo laboral.

Antonio entrega a Josep su dossier observando el rostro de un fracasado con  tristeza. Ha escuchado unos segundos de la conversación por eso pregunta con el dossier de Joaquín en la mano:
¿ Qué hago con esto?
Joaquín señala a Jopsep.
preguntáselo a él

Resignado Josep le dice a Antonio sin dignidad:

déjalo en la mesa chaval.
Joaquín tiende la mano a Josep que sin sangre se la estrecha apunto de romper a llorar.
Joaquín sale satisfecho caminando dando pequeños saltitos y silbando.

antonio consuela a Josep que esta blanco como la tiza.
Se cree muy importante desde que le han prometido un ascenso.
Le da una palmada en el hombro a Josep y reparte los últimos dossieres del ministerio del interior.

La subdivisión del diario queda en silencio de voces, solo se escuchan los teclados de los ordenadores siendo golpeando a la oscuridad de la vida del sistema que intenta que la gente no tenga miedo del mundo exterior, garantizando orden y democracia a través de la verdad y la libertad de prensa.
Josep abre el dossier en de Joaquin donde se adjuntan instrucciones para una campaña ideada por el ministerio de industria con el fin de promocionar  el trasvase del tajo segura. De un clip penden para avalar el artículo y darle credibilidad  varios informes comprados a una empresa municipal de medio ambiente que asegura que el trasvase en una necesidad ecológica o de lo contrario se perderá toda la riqueza agrícola valenciana en tres semanas, y será una catástrofe medio ambiental sin precedentes desde la extinción de los dinosaurios en la comunidad. Se acompaña el informe  con fotos de tortugas muriendo, raspas de peces sobre fondos fangosos,  la albufera seca…. y una bellísima fallera mayor entre las dunas del Saler rodeada de hombres con turbantes a camello que van a violarla tras desembarcar de una patera pirata.
Tras hojear el dossier de Joaquín abre el suyo. En sus instrucciones está redactar un artículo  sobre las lluvias caídas la jornada anterior. Adjunta entre  la documentación hay un informe firmado por el ministerio de infraestructuras que asegura que en  un solo día de lluvias se ha recogido tal cantidad de agua que se podrá abastecer   a las comunidades de regantes de toda la cuenca de la comunidad valenciana durante un año entero.

Josep se pone las manos en la cabeza neurótico.
¿ Y cómo fusiono esto?

Fusión.

fusión mediterraneo
A éste campo Valenciano llegó la gota.

La gota fue inmensa.
A tanto llegó la gota,
que en más de un año no hubo falta regar.
Alguna vez ha de volver a la gota.
pero si en un año no llega,
le haremos un trasvase del tajo segura.

fusion(newer)
Angelillo de Uixó.

Licencia de Creative Commons
Prensa de un mundo feliz. by Ángel Blasco Giménez is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 4.0 Internacional License.
Creado a partir de la obra en angelillo201.wordpress.com.
Puede hallar permisos más allá de los concedidos con esta licencia en wwwalgarabia.blogspot.com

 

 

El Algarrobo, árbol de la alianza con los desgraciados.

DSCN0114
Se han retirado al monte,
más que como hombres,
como bestias desgraciadas
perseguidas y acosadas,
buscando la semilla de un enorme árbol,
que languidece conociendo sus desgracias,
y echa  cada vez sus frutos más escasos.

DSCN0106

Dormido en los barrancos,
en los caminos,
en la polvorientas cunetas.
Solo sobreviven,
los que tienen sus troncos agujereados,

y sus raíces centenarias,
nadie recuerda,
ni rememora,
ni le importa,
quien los trajo al secano,
O si en breve serán pasto del olvido,
o parte de un paisaje de una tierra yerma,
llena de sus troncos carcomidos,
y de una gente cada vez más fiera,
más hambrienta,
más sedienta,
Y más explotada.

DSCN0078DSCN0014

La vall d’Uixó pobre le canta:
algarrobo,
el que hoy con pena,
maldiciendo mi condena,

me quita el hambre.
Y mañana me darás leña.
No me importa tu bello porte,
ni agradezco tu fruto que hoy recojo.
no me asusta tu grandeza muda,
Ni  las voces que me digan que me detenga,

que me aleje,

que me vaya.
aquí estoy yo,
tan solo como tú,
plantado con mi desgracia hueca y silenciada.
Frente a un destino igual funesto, salvaje y homicida.

dscn00323.bp.blogspot.com__jOGQnwiEfz0_TP6Ny95jMKI_AAAAAAAAAdc_eugHhwvs3zE_s400_algarrobo

Angelillo de Uixó.

Licencia de Creative Commons
El Algarrobo, árbol de la alianza con los desgraciados. by Angel Blasco Gimenez is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 4.0 Internacional License.
Creado a partir de la obra en angelillo201.wordpress.com.
Puede hallar permisos más allá de los concedidos con esta licencia en http://cel-agricultura.blogspot.com.es/

Colmillo lácteo sueña con fantasmas.

DSCN0138DSCN0136
En un rincón de un pobre hogar, tras bajar del monte de ver morir los viejos algarrobos habiendo atravesado en una  larga jornada estival de marcha por los largos secanos de la sierra de Espadan, como si colmillo lácteo fuera un Ícaro que ha aterrizado tras ver un mundo lleno de símbolos y metáforas que tiene que aprender a interpretar, el joven cachorro de husky al que el mundo le da todavía miedo, y cualquier forma desconocida le hace retroceder por la senda en que camina ladrando despavorido “sueña”  y al soñar colmillo lácteo gime, mueve las patas, tiembla. Más su amo,  un ángel custodio junto a él, así le habla:

DSCN0119DSCN0118

Si colmillo, en tu sueño te surge la calima traicionera  que hoy espantados hemos presenciado  formando  un mar de nubes misterioso que envolvía  el pueblo que despertaba cubierto con una fantasmal sabana sobre su lecho, entre cuyos desgarrones, asomaban madrugadores en diferentes calles un alcor parpadeante  placas solares sobre los tejados golpeados por  el tremendo martillo solar que hacía cantar cual sirenas a las  naúfragas chicharras, en este nuestro fantasmal  paisaje incorporado a los sueños,  que podríamos llamar mar flotante donde imaginar oscuras naves  surcando esta infernal y cálida niebla transportando difuntos. Ajusta en tu sueño el paso, galopa colmillo lácteo a los altos pinares, que unen el cielo con el mar. Salta las primeras trincheras de la guerra civil y alcanza senderos amarillentos del secano moribundo.

DSCN0137

Latas abiertas con nidos de avispas que zumban y calientan el día con su castigo, y ruedas entre los espinos en medio del campo verde te guiaran hasta las azules montañas entre cráneos de animales, despojos de pieles y plumas, cartuchos de caza de la vall d”uixo nacional.
Mi voz en tu oído, haciéndola sonar como una campana está contigo hermano colmillo. Pisa el sendero como el dedo una cuerda de guitarra haciendo un blend entre los cohetes que estallan en el aire anunciando la construcción de una nueva iglesia en el cielo, mientras el edifico se cae en la tierra. Los sueños anuncian la esperanza, aunque no la hay, todo colmillo lácteo se lo tragara la tierra, como las ramas polvorientas que no dan frutos en vall d’uixó, y si lo dan, parece un milagro del verano entre el abandono del ribazo.

DSCN0131DSCN0130
Triste soñar, atracados en lo alto del alto peñasco, contemplando un águila  cruzar errante un trozo de cielo, rodeados por una luz que abrasa, en la orilla del ribazo, todos juntos en la sombra de la última carrasca, al borde del camino junto el  barranco.
Angelilo de Uixó.

Duerme colmillo lácteo, despierta en el sueño, atrapa la metáfora tan necesaria para vivir.

Licencia de Creative Commons
Colmillo lácteo sueña con fantasmas. by ángel Blasco Giménez is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 4.0 Internacional License.
Creado a partir de la obra en angelillo201.wordpress.com.

Colmillo lácteo y las moscas a su cargo.

DSCN0078DSCN0081
desde un cerrillo  cubierto de color rojizo por el rodeno que  ocupa  un páramo completamente descubierto de vegetación, avanza colmillo blanco y sus hermanos dejando una efímera huella entre las frágiles piedras recalentadas bajo un intenso sol al que cantan las chicharras en celo. Colmillo lácteo súbitamente se detiene. Gira su cabeza a mitad de pasar aquel yermo cerro que lo forma una planicie desértica de cerca de un kilómetro. Puede observar  sin comprender la causa, los destellos que dan algunos tejados con placas solares, que como si fueran un espejo reflejan una luz muy brillante que da fogonazos. Mientras el pueblo que sestea cerca la hora del ocaso, ofrece un espectáculo propio de la observación mediante un calidoscopio , según incidan los últimos rayos de luz solar. Como la cera de una colmena una luz amarillenta, muy intensa, angustiosa, desasosegante, ilumina unas fachadas, edificios que parecen una lata en una barbacoa. Junto a ésta luz, discurre una línea negra paralela que forma una sombra que no oculta ninguna forma. Permite  ver las otras  latas o los edificios en sombra, incluido el blanco de las persianas que resaltan de los edificios de vall D ” Uixó.  La gran mayoría  construidos  de ladrillos rojizos o marrones. Y las grandes cúpulas de las iglesias, de color azulado, alrededor de las cuales a lo largo del día se propician diferentes destellos blancos encajonados entre las líneas también blancas,  que dividen la esfera como si fueran los hilos de los gajos de una naranja.

DSCN0076DSCN0117
Colmillo lácteo dirige de nuevo su cabeza al frente. Galopando prosigue las huella de sus hermanos  por el cerro. Al final del mismo se ven como si fuera un mar unos pinos. Están rodeados como si estuvieran en un desierto de unas figas  paleras cuyos frutos redondos con forma de dedos pulgares, todavía a finales de Julio son verdes y repletos de púas que cuelgan de sus enormes palas planas.
Los hermanos de colmillo blanco lo aguardan con las bocas abiertas jadeando en la sombra.
El verano del 2015 en valld”uixó está siendo diferente a cualquier otro verano. Nadie recuerda días de tanto calor. Hasta la llegada de la tarde bien entrada, no hay  rincón donde exista la sombra, donde se puedan  ver las formas de los objetos sin sufrir un mareo o una insolación. EL verano del 2015 parece como si fuera el último y al terminar  todo fuera a acabarse. EL monte, la parte que no se ha quemado  todavía es  una bomba apunto de estallar. La gente camina por vall d’uixó  perdida, agotada, casada. Cualquier movimiento hace sudar. A parte de ésta situación angustiosa por el calor, desde el punto de vista social, todos sus habitantes , unos 35.000, no son ya más que individuos desintegrados que no saben donde van a caer, como pasa con las moscas. Parece como si la lupa de las estadísticas se empeñara en poner a la gente de vall d’Uixó bajo el sol y la lupa hasta prenderles fuego. Desempleo, una sociedad inculta, salvajismo, mala convivencia familiar, funcionarios incompetentes, un ayuntamiento endeudado , un pueblo y unas autoridades sin iniciativa que resignados miran al cielo diciendo:
la que se nos viene encima.

DSCN0114DSCN0110
Por encima del pinar, entre unos ricos pardos, hay como si fuera un árbol sagrado sobre una roca sacra, con  raíces por garras apresando las moles de caliza sobre las que se cría una enorme garrofera plantada en la guerra civil que apenas da frutos. Bajos sus ramas ,un hermano de colmillo blanco pace tranquilamente merendando garrofas. Al escuchar sus hermanos que jadean romper el fruto, raudos y hambrientos van a él. husmeando de forma ágil y rápida alrededor del árbol notan que hay pocas  algarrobas en tierra, así que empieza una gran pelea en torno a la garrofera. Los cuerpos de los cachorros en diferentes gestos salvajes, arqueando sus cuerpos y estirándolos, hasta tensarlos formando una ballesta   en un cruce de brincos simiescos, lanzados sobre los lomos de sus hermanos, haciendo sonar en el choque un estruendo de colmillos que silencian a los pájaros del pequeño pinar. Tres de los cachorros caen sobre tierra dando vueltas quedando con las patas sobre sus pechos y mostrando los dientes empapados a sus  hermanos, que sobre ellos, al uso de  bustos romanos de emperadores, dominan con mortal amenaza congelados sobre ellos unos breves segundos, hasta que se retiran los vencidos. Colmillo blanco y otro hermano, se comen las pocas garrofas tranquilamente, mientras el resto descansa en el pinar jadeando.
Una águila de blancas y grandes alas flota sobre ellos en un cielo que arrastra nubes rojas .

Majestuosa el águila mueve las alas trazando círculos, se aleja hacia las purpuras montañas donde se pone el sol dejando un lienzo  de oro que empieza a palidecer.
Varios cohetes estallan en el cielo a más de 34 grados en vertical sobre un grupo de casas de vall duixó. Anuncian un encierro.
Los fantasmas de las moscas, del hambre, de la miseria. Los cachorros se levantan asustados, contemplado la estela de pólvora  suspensa flotando sobre los tejados de vall d’uixó bajo una luna fantasmal  y trasparente asomada tímida.
Anuncia  una fosa común la luna:

vall d “uixó entera.
El calidoscopio  hace brillar vall uixó  amarilleando una de sus avenidas, mientas el resto está ya en penumbra.
Los cachorros van tras su señor ,que en silencio va ellos como si fuera un silencioso pastor, vuelven a cruzar el cerrillo yermo bajo el alcor.

DSCN0116DSCN0105

Bajan por una costera repleta de aligas al hogar.
Al entrar a la casa, un enjambre de moscas aguarda.
Toda vall d’Uixó  está infectada en el verano de mayor calor que se recuerde, y el más triste desde la guerra civil donde se reza sudando:
mañana señor

¿ tendremos nuestro pan para comer?
angelillo de Uixó.

Licencia de Creative Commons
Colmilo lácteo y las moscas a su cargo. by Ángel Blasco Giménez is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 4.0 Internacional License.
Creado a partir de la obra en angelillo201.wordpress.com.

El perro y la cadena.

DSCN0144
La siguiente historia está basada en hechos reales. A veces el terror está más cerca de lo que parece.
I.

DSCN0140
Se acercaba la hora de la cena. El sol empezaba a declinar sobre el monte, y nos envolvían las primeras sombras crepusculares entre los moribundos algarrobos cuyos gruesos y huecos troncos parecían expirar lentamente en aquella calma mortecina rodeados de anchas matas secas de cientos de arbustos que se agolpaban grisáceos y amarillentos a nuestro alrededor catastróficos y puntiagudos. Respirábamos inquietos sobre la pedregosa senda que formaba una cicatriz marrón que nos permitía lentamente avanzar en medio de ese paisaje de regreso a nuestra casa siguiendo la cresta de una ladera de vall d”uixó, exuberante de rastrojos que ocultaban misteriosos en sus negras profundidades un silencio mortal que anunciaba que iba a pasar algo malo. Era un silencio de inferencia y miseria ante la vida enloquecedor. Solo se escuchaba nuestro paso, y algún graznido de alguna urraca en la distancia. Sobre aquella ladera, escenario para la imaginación de los horrores de la decrepitud. No parecía que fuera posible que hubiera vida animal en aquel reino de rastrojos resecos, retorcidos, brotando de entre las piedras calcáreas que estaban cubiertas de todas estas matas no más altas del metro y medio. Yo llevaba de la cadena a dos perros. Sentíamos mucha hambre, ya que desde el amanecer no había probado bocado debido a que mis recursos eran como ese paisaje, escasos. La vida en vall d”uixó era rácana, miserable, en sus montes y en sus casa. De repente, me creí afortunado por un instante. Vi brotar poleo entre la cavidad húmeda de unas rocas. Y fui a recogerlo, cuando salió corriendo un conejo que se había zampado la mitad de la mata. Sin haberme dado cuanta, para coger el poleo había soltado la cadena de los dos perros que me acompañaban, que se fueron tras el conejo, arrastrando en su loca carrera entre los arbustos las cadenas que chocaban contra las rocas y las plantas que parecían chillar al romperse. Sobrecogido por la violencia de la escena, y con un dolor penetrante  de todos aquellos gritos salvajes de los animales, comencé por mi parte, excitado por mis propios gritos, a llamarlos para que regresaran. Pero fue inútil. Estaban cegados por el instinto de la caza, iban tras el conejo que zigzagueaba entre los arbustos. Entrando y saliendo de ellos.

DSCN0142DSCN0141
Uno de los perros empezó a chillar desesperado a un kilómetro, cerca del fondo de la ladera. En aquel barranco que estaba cubierto palmo a palmo de todo tipo de arbustos y pinos cuyos troncos eran estrangulados por zarzaparrillas trepadoras cargadas de frutos estivales en forma de uva  que se desparramaban con sus colores peligrosos  negros y rojos brillando sobre las ramas secas.
El animal estaba detenido cuando llegue a él. lo deslie pegando estirones a la cadena, y tiraba de él hacia mi para que se tranquilizara, pues estaba tan poseído y agitado por la caza que quería ir a por el conejo. Yo apenas podía mantener el equilibrio, pensé que acabaría en medio del barranco entre todas aquellas matas, pues el perro era tan fuerte cómo yo. Se trataba de una mezcla de pastor alemán con husky de cerca de 45 kilos  de dos años de edad cuya fuerza estaba muy igualada a la mía. así que mientras yo tiraba para arriba intentando salir de ese barranco, él quería seguir adentrándose  por el. Finalmente, a base de chillidos, estirones pude tomar el control del animal. Subí unos metros la ladera, y observé el horizonte. Mi visión quedó eclipsaba pronto entre arbustos tupidos, ribazos, arboles rodeados de hierbas amarillas donde no se veía nada que no midiera más de metro y medio por lo menos.
La noche se nos echaba encima y era imposible dar un paso más sin caer.
A mucha distancia mi corazón tembló al escuchar un aullido lastimero que parecía venir de todas partes y ninguna.
Volví a bajar al barranco adentrándome varios metros entre la maleza siguiendo ese sonido que era de mi perro.
Empece a llamar al animal.

DSCN0143
Escuché un segundo aullido a cierta distancia, quería ir, pero no podía pasar.
Estaba seguro qué no estaría muy lejos, quizás a un kilómetro, sin embargo era imposible avanzar cuatro pasos .
No había duda de que el estaba enganchado  por culpa de la cadena, produciendo un efecto como el ancha de un barco, aunque la diferencia es que aquí el animal estaría luchando desesperadamente  por intentar escapar.
Un sentimiento de culpa, de frustración de rabia se adueñó de mi.
Empece a gritar en aquel barranco, la luna asomaba y se veía sobre mi cabeza la maldita ladera, cayendo sobre nosotros maldita, silenciosa, negra, cubierta de arbustos enroscado cómo serpientes, puntiagudos, erizados.
EL horror, el horror, el horror,
Arrastras empece a subir junto al perro por la ladera  hasta llegar a la senda, y regresa a casa con un profundo dolor en el corazón.
Me asome al balcón y contemple las montañas cuya presencia se notaba en una silueta negra.

Intentaba escuchar algo, pero no se oía nada.
Sentía en el pecho un fuerte dolor,como si alguien hubiera colocado una plancha encendida sobre el.
Me tiré en el colchón , intentaba cerrar los ojos y descansar, pero el recuerdo del animal atado me perseguía.

DSCN0137
Angelillo de Uixó.

Licencia de Creative Commons
El perro y la cadena. by Ángel Blasco Giménez is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 4.0 Internacional License.
Creado a partir de la obra en angelillo201.wordpress.com.