Posts Tagged ‘esperpentos’

Advertisements

Entra y sale del valle de los caídos  como Pedro por su casa cantando entre las tumbas:

-” beben y beben los peces en el agua, por ver a Dios nacer”

Viste  de fino luto por la muerte de los reyes Católicos, y en la solapa de su traje de gala de difuntos lleva escrito en una chapa:

Soy el novio de la muerte. Anubis.

Cuando anda, los grillos cantan, las nubes se levantan y llega un chaparrón.

El corrillo de mujeres que les gusta ser sometidas, las que leen las necrológicas del ABC y se acompañan por los guitarristas socialistas que tocan en las dos bandas, al verlo llegar corridas suspiran abanicándose  ante la prenda de españa.

Mujeres del corro ibérico a Anubis.

Anubis galán, demonio o dios tentador,

¿ a dónde vas tan marcial?

Pareces un marte fierísimo de fina talla arreglada en el corte inglés.

Anubis orgulloso contesta.

A conducir a los desiertos a los que rompen los mandamientos.

Las mujeres del mimbre del  diario ABC, le ven partir enamoradas, clarines trompeteros a su paso:

Prenda, galán y español, Anubis.

Anubis, convertido en Adonis, moreno y seco, se revuelve cortés:

Defiendo la leyenda del anillo, una grande y libre.

El harén del ABC  (entregadas las gatas femeninas, miau):

con Franco nos tienes Anubis.

Castañuelada de izquierda unida y los socialistas que se arriman a comprar el ABC y ver desplegarse a Anubis hacia Cataluña.

A la hora de entregar los vivos a los muertos, llega  Anubis por la rivera del Ebro.

La voz de una armónica:

quedáis  detenidos en nombre de los toros, por orden de la Virgen del Pilar y del fiscal Berlanga:

todos a la cárcel.

El argumento es que España no se rompe por cuatro soñadores.

Vendados como momias, hechos unos gitanos, ya van los catalanes inflamados ante la corte de España, que tiritando con la navaja abierta los espera.

Anubis primero les cortará los cojones,

luego la lengua hasta un palmo, que tirará a una palangana con la señera.

Abrirá sus entrañas y cocerá sus heces.

Las  orejas,  también irán al caldo.

Diente por diente y ojo por ojo, serán extirpados por la mano de Anubis.

El resto,  sepultado en el valle de los caídos sin sus órganos vitales:

corazón, hígado, pulmón…

arrojados al manzanares en ofrenda  al Dios Neptuno.

 

Angelillo de Uixó,

 

 

Reloj triste con sus manillas rezando a las cuatro menos cuarto sobre el dintel de la puerta de la sala de adultos de la biblioteca de Vall d´uixo. Lleva así detenido, desde que varias heridas de la vida, las más grandes, como cornadas homicidas e imperdonables, atacado casi  a la misma hora hayan destruido la existencia  de varios familiares de trabajadores de la biblioteca. Charanga por las calles, estruendo de trompetas. encuentros de personas. Dos figuras caducas asomadas a la ventana de la biblioteca. Sobre la mesa han dejado el ABC y el Marca.

La bibliotecaria, son semblante triste por los acontecimientos, anuncia que es casi la una a estos dos fantasmas. Se trata de  Don Manolete y Don Paquirrón , que están de espaldas a  estanterias  cubiertas  de libros, revistas a su derecha de ecología. cotillean desde ese privilegiado mirador la plaza del mercado convertida en Plaza de toros. Rotulo en el fondo de una pared con un letrero donde se lee:

Vall d´Uixo, cuidad educadora.

Manolete con semblante de disgusto:

Que espanto eso de ciudad educadora.

Paquirrón, observando violentado los galgeos  de unas gachupinas por la arena para hacerse unos selfis en posiciones  pornograficas. Se trata de las galgas de verbena Loreto y Vanesa.

Ni que lo digas Manolete, y figurate la plaza llena de chicas en minifalda haciendo poses burlonas en el burladero.

Manolete creyéndose inspirado:

Han convertido la fiesta nacional en un burdelero.

Entran unos chicos dando palmas y cantando flamenco perruno a la plaza.

Monelete fija su atención a uno gordo y calvo prematuro, que gasta bromas. le pregunta a su compadre:

¿no es ese Paquirrinin junior ? tu hijo Paquirrón.

Paquirrón mira y asiente:

Es mi paquirrinin, mira como se acerca a la chicas. Es la alegría de la casa.

La voz de la bibliotecaria llama la atención a los dos caducos hombres. Aunque se encuentra inmersa en una profunda angustia existencial  por no poder dejar de pensar  en la muerte. Hace unas horas ha  conocido la fatídica noticia del fallecimiento de la mujer de un familiar suyo, con tan solo cuarenta años por un súbito derrame cerebral. reprimiendo ese dolor, haciendo un gran esfuerzo  por mantenerse serena. Soporta las horas penitente como el reloj detenido que tiene a pocos metros sobre su cabeza. Nunca le han molestado las voces, ni la música de la charanga como ese día. Pese  que convive con ese ruido con indiferencia a diario, como el sonido vital de esa ciudad, hoy se ha convertido para ella en una falta de respeto. hasta que ha vuelto en si ,comprendiendo lo que significa ese sonido, la vitalidad de que la vida sigue. Eso le ha aterrado más. Ese movimiento que no respeta nada, ni se detiene ante nadie, ni sabe del dolor. el movimiento ciego del mundo. Nada ni nadie se detendrá cuando ella muera.  Ha imaginado su muerte un lunes.

“Si es un lunes no festivo la biblioteca abrirá. Y alguién preguntará al cabo de unos días al devolver tal libro, o a que le prestan este otro y no notar mi presencia:

¿No ha venido Luisa? hace días que no la veo. ¿ le ha pasado algo?

Y mis compañeras le responderán a esa persona asombradas de contarlo, aunque lo lleven varios días repitiendo:

Luisa ha muerto. ¿No te has enterado?

Y ese usuario  hará un gesto extrañado y emitirá alguna expresión recordando que él o ella también han de morir:

vaya.

Luego preguntará con más detalles como pasó.

Y la persona que ocupa mi lugar le dirá la verdad:

fue la cosa más tonta del mundo. Estaba leyendo en el parque Rimas y leyendas de Becquer, y unos chicos adolescentes le pegaron un balonazo por accidente en la cabeza y la mató. Dios mío, que estoy pensando. Ya cerramos”

Don Manolete Don Paquirrón, la biblioteca cierra ya. Nos vamos.

Don Manolete le pregunta con vivo interés sin percatarse en el estado emocional de Luisa:

¿ Hasta cuando está cerrado este deposito cultural?

Luisa acompañando a los dos hombres que son los únicos que quedan en la biblioteca, cerrando con llave la puerta, le responde extrañamente irónica:

¿ Es que se va a hacer usted aficionado a la lectura, Don Manolete?

Este riendo, sacude su respuesta bajando las escaleras.

A mi edad ya no se hacen esas promesas. Uno no cambia. Lectura del ABC y la mirada a las chicas jóvenes que estudian.

La catástrofe  proyectada sobre vall d´uixo ya tiene forma concreta  en las calles repletas de barreras oxidadas para salvarse de una cogida.

La concejala de urbanismo, da rueda de prensa a la sombra entre unos carafales en la plaza del mercado. Paradojas locales de la vida, una trabajadora del canal local de televisión que realiza la entrevista , aún mantiene la pierna hasta la rodilla escayolada de la cogida de un toro que le dio cubriendo uno de estos eventos mientras cubre estos en la arena de la plaza.

Las palabras desde el balcón del Ayuntamiento de la Alcaldesa de vall d´uixo, anuncian al pueblo  el estado de emergencia por peñas. Da la voz a la fallera Mayor.

Si quieres decir unas palabras más Pilar a esta proclamación de catástrofe humanitaria.

La fallera Mayor, Pilar, de cincuenta años, pero muy bien llevados, mostrando sus pechos a través de un hermoso escote que  puede significar mucho, o poco para alguien, sonríe a la bellísima  alcaldesa que le tiende  el micrófono. Sus ojos verdes se clavan en el publico que abarrota la plaza.

Las peñas en fiesta son una apuesta contra la vida por un momento de diversión. Miel. Es como jugar a la ruleta rusa. Miel.

La alcaldesa abraza a Pilar mientras se lanzas varios cohetes hacia corea del norte y las peñas aplauden.

En los recintos de carpas se instalan los hospitales de campaña. Los vehículos patrullas de la guardia civil avanzan con dificultades por el mal asfaltado y las rotondas del pueblo para hacerse cargo del control de la zona. La policía local con chalecos anti balas patrulla cerca de los casales. Despliegue de bomberos, ambulancias de la cruz roja por casi todas las esquinas, protección civil en los cruces de caminos, puentes, y ermitorios.

Los médicos, ats, celadores, toman el pulso a la calle. Se mueven con muchas dificultades  como en sarajebo por las barreras instaladas de hasta cuatro metros de altura, así como carafales de hierro  ,y grandes mesas llenas de manteles blancos en las aceras con sillas sobre los bordillos con gente de aspecto poco saludables. Ojerosos  y violentos por las propias reaccione cocanoicas y alcohólicas.

Las autoridades reaparecen intentando poner buena cara a estos festejos para que no se produzca una estampida.

nuevamente la alcaldesa y la fallera mayor de vall d´´ uixo en el balcón de autoridades del ayuntamiento.

Pilar micrófono en mano:

El secreto de una buena corrida esta en correr todos juntos y gritar:

Muuuuuu

empujar hacia adelante.

Y Nunca mirar hacia atrás ni de reojo.

si te he visto no me acuerdo.

este es el secreto de una buena corrida.

Varios cohetes seguidos de aplausos son lanzado contra Barcelona.

Por otro lado del pueblo se encuentra en los días de peñas el aguafiestas oficial . Se llama  padre Pedro, y pone mucho cuidado en mantener su individualidad espiritual.

Pedro no dice nada cuando le entrevistan.

Los heridos de los festejos se amontonan en silencio. Sus gritos son tapados por el estruendo de ha charanga, clarines y trompetas de una tuna zoombi.

Fandango en el aire. Vuela un clavel de Loreto a la arena. Primer encierro. sale el famosos toro Pontífice. bendice con los cuernos. Paquirrinin, farrucón, macarrón, en el palco junto Loreto y Vanesa viendo el encierro. En el otro lado del ruedo ibérico Don Manolete y Don Paquirrón con porrón en mano con amigotes.

Loreto a Paquirrinin enamorada.

¿ no bajarás a la arena a por mi clavel?

Paquirrinin

¿ Y lo estampo entre tus pechos?

Loreto, riendo y pasional.

Si tienes valor, lo chafas y restriegas donde quieras por mi cuerpo Paquirrinin.

Paquirririn baja enamorado, lo recoge y tropieza.

Ya sube empitonado como un higo con el clavel en la boca Paquirrinin. pontífice lo pasea entre los cuernos ante los ojos de su padre y Loreto que se desmaya.

algunos se tapan los ojos, otros los abren.

claveles al ruedo.

aplausos, tarde grande. pontífice no defrauda.

 

En otro lugar de vall d´uixo, tenía abierta a escena una pequeña representación alternativa a las fiestas de peñas. la pardala. Para ellos el parque, para las peñas la plaza y el apoyo del ayuntamiento.

En este parque, una persona retirada en soledad con un poema bajo un olivo miraba el cielo. sentía una profunda pena recordando como esa mañana había visto en la pared de un colegio como unos padres animaban a que sus hijos tiraran piedras a una lagartija para matarla.

Leía un poema de Merces I, Ibáñez.

Se marcharon mis cigüeñas

Se van mis cigüeñas

en tímida bandada,

soplos de auras errantes

y torres abandonadas

sin cúpulas ya radiantes,

ni luceros en  madrugadas.

Mis pies desnudos,

sin alas que marquen rumbo,

en la senda hacia la nada.

Filos de agudas dagas,

preciso para las hierbas

que se disfrazan de malvas,

en esa ardua carrera

de querer morder mi alma.

Voluble  calma,

vetustas quedan las ansias,

húmeda la floresta,

vacío se queda el nido,

la virtud entristecida,

si el ave en él no anida

con su florecida cresta.

Furiosos vientos, 

mecen la soledad

con su velluda zarpa,

soledad que se amilana

ante el hedor del silencio

que huele a vacío intenso

en mi lóbrega morada,

donde buscando la paz

vive enmohecida el alma

huyendo de los recuerdos

que tapé con una manta,

pero el tiempo cruel

la retira y la desgarra.

Angelillo de Uixó y M.B Ibáñez.

Bellísima bandada Merccedes, una nostalgia profunda sería que nunca vuelvan, aquí tenemos una catástrofe humanitaria, una bandanda de ganaderías, besos.

Licencia de Creative Commons
Este obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional.

http://www.levante-emv.com/sucesos/2017/03/15/sintecho-mata-punalada-cola-centro/1541330.html

La sorpresa por su muerte,

fue que todos  la conocían de verla en televisión.

Se encendió entre los tristes fogones de los pobres,

la compasión al escuchar la noticia:

La ministra ha muerto.

El pueblo se hizo cruces en el pecho con las sardinas.

Con miedo ante dos palabras sacralizadas en la raza hispánica:

Ministra y muerte.

Solo faltaba madre y virgen para divinizarla.

La muerte tembló en la vela de los ministerios.

La vida de la calle entró mortal,

como entra un puñal en la cola de un comedor social

Los ministros no sabían que la mayoría de gente

muere en la calle,  donde viven y perecen olvidados.

Ese caldo de muerte en el que flota la plebe

no causan emoción ni compasión entre esta miserable raza,

que se redime de sus eternas pobrezas viendo la televisión.

Angelillo de uixó.

Angelillo de Uixo, a la muerte de una ministra y de un vecino de texas, vall d´uixo que murió de una puñalada tras vivir en la indigencia y ser voluntario de un comedor social   donde le apuñalo otro indigente.

os dejo el titular del levante.

Un sintecho mata a otro de una puñalada en la cola de un centro asistencial en València

El detenido atacó por la espalda a su víctima, de 48 años, con un navaja y luego intentó justificarse alegando que «me miró por encima del hombro»

Licencia de Creative CommonsLicencia de Creative Commons

El folletín Anarquista, el Pay Pay Socialista.

 

Advertencia del autor.

LA siguiente historia que ustedes pueden leer, o ver a través de youtube, o en representaciones libres efectuadas por titiriteros en parques o pipi canes que puedan llegar a efectuarse , está basada en la realidad.

Ningún dato, ni personaje ha sido dramatizado para efectos de esta obra extraída de las noticias del diario ABC, el mundo y similares.

Si usted se encuentra en la calle algún socialista, pueden darle la enhorabuena, o de lo contrario, lo puede hacer desde algún tuiter como Rufian:

felicidades a Ferraz por el premio gordo, un gran final para un gran año.

I.

La suerte llega caliente en el folletín de papel de plata de la prensa, corre por las calles echa una bola desenrollada en las gargantas cantando el premio de la lotería.

Son días de recogerse delante de los vidrios y las lunas de los escaparates. De rocío en las barbas que se cuelan por los cubos de basura, y las cocinas de las tabernas donde brotan como champiñones los comentarios contra la vida.

Es el hijo y nieto de votantes socialistas, el que habla bajo el poder de la vara de mimbre y la fusta de avellano que se reparten entre el PP y el psoe en Vall d´Uixó con un móvil que vibra en las manos.

En su tono, amargura. Quizás se trate de una renuncia que no cubre ni siquiera el espíritu de la navidad , que se cuela por su ventana en forma de villancico. Nace Cristo otra vez, como hace 2000 veces. Lo hace desde el otro lado del muro de texas vall d´uixó, donde se dan cita para cantar los desechados entregados a la navidad , mientras sigue a la periodista ayudando y combatiendo a los socialistas a la par hasta que borra el sms del móvil.

Es la voz, una de tantas voces la que ha desconectado.

Mala prensa tiene España, que se tienen que enterar por una periodista los socialistas que les ha tocado la lotería y que les han robado el décimo sus jerarquías .

A cualquiera se lo llevan al cuartelillo, acusado de Anarquista, por cantar el gordo tras atracar a un gordo al que le ha tocado una herencia millonaria . Canallas. Hoy en Ferraz tienen miedo que sus empleados, las limpiadoras, conserjes, subalternos, a punta de pistola les saquen el décimo de lotería premiado que se han quedado los delegados, senadores, y liberales socialistas. Canalla.

Así de verde llega el viento a las calles, se cuela por los cristales de luces que se van apagando, como las banderas, las consignas, la revolución. Ya no significa nada. Supongo que es la magia de la navidad que une en la sombra a pan y agua a los que no tiene nada.

Libertad, libertad.

Quiero libertad.

Angelillo de Uixó.

<a rel=”license” href=”http://creativecommons.org/licenses/by-nc-sa/4.0/”><img alt=”Licencia de Creative Commons” style=”border-width:0″ src=”https://i.creativecommons.org/l/by-nc-sa/4.0/88×31.png&#8221; /></a><br />Este obra está bajo una <a rel=”license” href=”http://creativecommons.org/licenses/by-nc-sa/4.0/”>licencia de Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional</a>.

La cinta blanca, el club del desahucio.

la cinta blanca la llevan  en españa los represaliados de diferentes colectivos sociales

la cinta blanca la llevan en españa los represaliados de diferentes colectivos sociales

Hora crepuscular en un pleno gótico del ayuntamiento de vall d”uixó. Conversaciones perdidas, horas de lamentaciones, las mociones de la oposición sobre la bandeja de la mesa ignoradas por la mayoría absolutista. Despotismo de tejeros repeinados y juveniles en los rostros amariconados de los gobernantes encapsulados en un autoritarismo chabacano de latinismo agitanado ,y una oposición maulladora cómo gatos callejeros lapidados en las calles por gente que pasa hambre.

En el fondo del pleno gente del pueblo: un ciego, un sordo, un tonto, y varios vecinos a la altura de las circunstancias de las peñas taurinas y del club de caza “la foca roja”
Retumbar de campanas y petardos a la hora que alza la voz de la portavoz socialista Antonia Valls que formula sus preguntas.

Una polilla rompe el silencio embistiendo zumbando incansable y quijotesca contra los tubos de neón del techo.
Los rostros de la oposición de incredulidad ante la polilla.
No hay respuesta por parte del alcalde, haciendo alarde de chulería hispánica ,  desprecio grosero, y asco hacia Antonia.
levanta la sesión con aires de novillero que se burla de una puta.
En pie, junto al mástil de la bandera de España que queda pegada a su culo da el trompetero fin.
Señores,
La corrida se ha acabado, todos a casa a descansar que mañana hay que madrugar.
Voces de la oposición apagadas con las luces,  quejumbrosos bajan los peldaños farfullando.

DSCN0069
Porcar a Antonia.

Esto parece la escopeta nacional.
Antonia. Irónica ante el acalde con el que se cruza.

No hables muy alto, no sea que me ordene que le entregue algún pelo de mi coño.

Porcar. resignado. a si mismo.

No hay nada que hacer, este país es de circo y pandereta dirigidos por unos comediantes criminales, con aspecto de payasos, pero con alma de sicarios que hipnotizan al pueblo. Pero silencio, oh Porcar, mejor callar , no me lean el pensamiento y me mande a la pandilla de jueces de Nules.

El alcalde a Porcar, ( sutil)
¿ en que estamos pensando Porcar?

Porcar. ( a la defensiva)

En nada, en nada, cosas mías, de lo mal que nada izquierda unida.

En la puerta del ayuntamiento, al alcalde le felicitan sus devotos.
Don Saturnino, avanza cómo un centurión romano, ojos pardos y cansados, estrecha su mano grasienta con uñas negras de arañar la tierra de las cebollas de su pequeña huerta solariega.
A estado usted magnifico.
! Qué silencio, que silencio!
Espectacular.
Cómo le respetan sus adversarios políticos.

El alcalde con las manos de Don Saturnino entre la suyas, impartiendo catequesis Socrática:
debe aprende la canalla de la oposición que hablar es un lujo que no nos podemos permitir, pues lo nuestro es actuar.
El alcalde sale altivo y satisfecho del pleno, el concejal de servicios sociales le entrega un papel con un pequeño guión para la reunión con el colectivo de subnormales y discapacitados que solicitan una subvención para mejoras de la instalación de su sede.

DSCN0070

En las calles de Uixó hay silencio, igual que en el pleno. Varios hombres y mujeres de colectivos sociales señalados por el ayuntamiento y la justicia, llevan una cinta blanca atada del brazo, para que sepa todo el mundo que están siendo represaliados por desafectos.
Los desafectos caminan con la cabeza baja, suelen ser seguidos por la prensa, la benemérita y la policía local muy de cerca.
María Jesús, que pasa de largo de los treinta, camino de los cuarenta, tras ponerse en el brazo su cinta blanca sale a la farmacia del hogar de Clarisa, una anciana a la que cuida en régimen de interna por docientos euros al mes. Se encuentra con gente con antorchas encendidas desfilando.

DSCN0036

Sin poder gritar, se muerden la boca, llena de rabia, odio y vergüenza.
Los nazarenos de semana santa rompen el silencio marcando el paso.
pasan por su lado y la miran cómo se hace con los perros abandonados.
Los ojos sanguinolentos del director de la caja rural la observan con detenimiento bajo el capirote.
Ella reconoce el fuego de los ojos de  quien la denunció por manifestarse ante el desahucio de su casa delante de la puerta  del banco, y la mando cuatro meses a prisión.
Antonia camina por la acera, y siente el golpe en su pecho por el atropello de María que huye ciega a punto de explotar en un grito prohibido por el código penal español.
Ambas asustadas sin saber que va a pasar se miran sin poder gritar.
Toma, te doy mi cinta blanca, para que te la pongas en el brazo y que sepa todo el mundo que tú también estás siendo reprimida.

Antonia con la cinta en la mano.
¿ Está loca chiquilla? si te la quitas la policía te tirara de cabeza por el puente.
María , trágica , llorando.

EL camino del puente lo conozco Antonia, y no necesito que me tiren, yo sola puedo lanzarme.
Antonia valls.
Pero si eres una chiquilla, tienes toda la vida por delante, además, dentro de poco habrán elecciones, y el partido socialista está dispuesto a hacer una revolución social.
María. negando. Le cae un moquillo blanco que se limpia con la mano.
Sonido de tambores de semana santa, cánticos de suplico y muerte.
La luna surge esplendorosa pidiendo sacrificios, el agua del Belcaire canta presuntuosa cubierta de un manto plomizo de plata.
Luna,
luna,
luna.
Ven a sumergirte en mis negras aguas.

María camina paralela al río.
Se sube a la baranda.
Los nazarenos detenidos ante ella cantan:
Salta,
salta,
salta.
Redoble de tambores.
María, políticamente correcta hasta el final.

Adiós mundo cruel.

Nazarenos:
salta,
salta,
salta.

11108842_848508551888665_8473901412052076297_n

María en posición fetal, salta con la cabeza sobre las rodillas,
baja por el aire maldiciendo  hasta que se cuerpo se estrella y se estira.
Varias antorchas son lanzadas entre las peñas donde ha quedado atrapada. Su cuerpo arde sobre el agua.
Y el director de la caja rural asomado a la baranda les dice a los nazarenos.
Ya os lo dije, era una bruja.
Los nazarenos continúan la marcha muy contentos.
Angelillo de Uixó.
La cinta blanca, el club del desahucio. by Ángelillo201.wordpress.com is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 4.0 Internacional License.
Creado a partir de la obra en angelillo201.wordpress.com.
Puede hallar permisos más allá de los concedidos con esta licencia en wwwalgarabia.blogspot.com