El nombre de la mahonesa de Rosas

Posted: August 15, 2016 in autoempleo, feminismo
Tags: , , , ,

thCA5N869L untitled

El nombre de la Mahonesa de Rosas.

 

 

Personajes:

Partido socialista, compromis e Izquierda Unida de Vall d´Uixó, como patrocinadores.

Gertrudis de Ockam como agente coaching.

Antonia, desempleada con cuatro carreras, tres idiomas, dos másters, Mariposa I.

Mariángeles,lavandera en paro, mariposa II.

Jacinto, pescadera en paro, mariposa III.

Nuestra historia no empieza hoy camaradas, empieza ayer con una lectura del relato en el muro de una periodista.

I.

 

Sanar emociones para generar empleo

Loli Giménez

Todo camino comienza con un pequeño paso y, si el viaje que se inicia conduce al emprendedurismo, decidir qué se quiere hacer, cómo, cuándo y por qué, a veces, no es fácil.

Es, entonces, cuando se hace inevitable ir en busca de nuevas herramientas que proporcionen al caminante el desarrollo personal, las habilidades y los conocimientos necesarios para lanzar proyectos o dar un cambio de rumbo a su trayectoria profesional.
Ante esta necesidad, la Agencia de Desarrollo Local de la Vall d´Uixó, a través de la conselleria de Igualdad y Políticas Inclusivas, ha organizado el curso Coaching para Emprendedoras, impartido por la coacher Inma Garrido, mediante el que quince mujeres de la provincia de Castellón han adquirido motivación y conocimientos para iniciar un negocio o reorientar su trayectoria laboral.
Así, algunos de los objetivos del curso han sido tomar autoconciencia de sus aptitudes, fortalezas, necesidades e inquietudes; definir sus metas; identificar barreras; y establecer un plan de acción.
Durante una semana, la metodología técnica ha interactuado con la emocional en un proceso de aprendizaje en el que las participantes han logrado poner en valor, gracias a su parte humana –o emotiva-, las competencias innatas necesarias para emprender.
De esta manera, Garrido ha destacado “la generosidad” que se descubre, por parte de las participantes, en los cursos de motivación empresarial. Una cualidad que, “combinada con la autoestima y la búsqueda de la excelencia–según la coacher- seguro que conduce al éxito”.

Respecto al curso de la Vall d´Uixó, Garrido ha destacado “el anclaje” que se ha creado entre las asistentes, que se ha materializado en el símbolo de la mariposa. Este insecto se considera un símbolo de transformación y evolución en la vida, puesto que son protagonistas de un proceso de metamorfosis por el que pasan de encerrarse en un capullo a poder volar libres.
“Al curso –ha añadido- hay quien ya venía mariposa, otras han podido ver que no son la oruga que creían ser y otras más, vuelan libres y seguirán en su vuelo libre”.
Las participantes, por su parte, se llevan del curso de Coaching para Emprender nuevos aprendizajes. Este es el caso de Amparo Sorribes: “En mi caso me quedo con una interesante lección, la del fracaso, que no existe como algo negativo. De lo más profundo, surgen las más grandes enseñanzas”.
Tanto ella como sus compañeras han agradecido a la coacher su “formación, implicación y pasión en lo que transmite”, ya que ha sido capaz en estos siete días de “guiar, limpiar y sanar las senda del autoconocimiento de todo aquello que impide ver el camino”.
Tras el taller de motivación, se ha iniciado el curso de Creación de Empresas, también dirigido a mujeres, que ofrece las técnicas y recursos necesarios para adentrarse en el autoempleo.
II.
 Todo camino empieza con un pequeño paso, y ese paso suele estar programado, dirigido. Antonia, Mariángeles y Jacinta , portan sus cartas para el curso de coaching con disimulo en sus bolsos en la puerta de la Agencia Local de desarrollo de Vall d´Uixó. Las tres chicas, de una edad de entre treinta y cuarenta años , se miran entre si, sin atreverse a presentarse por vergüenza. Pasan en orden por la institución de obligada enseñanza para desempleados, acompañadas del conserje al que le han enseñado las cartas, sentándose en tres sillitas en la puerta de un aula aún cerrada a las nueve de la mañana   Mariángeles saca el teléfono de su bolso mirando por si tenía un mensaje de su patrón. Y así era, pregunta donde está y que corra al local, pues tenía mucha faena para ese día. Mariángeles parecía nerviosa al contestarle por sms que debía llamarle un poco antes, por lo menos por la noche si iba a tener algo de faena suelta. Le relata que está realizando un curso obligada por estar en paro. Jacinta parece impaciente, por eso saca la carta, la desplega, la lee por leer  para mitigar su ansiedad. Antonia se quiere ir. Piensa pese a ser mujer con varias carreras, como la de psicología,  que la van a examinar y suspendera.  Sufre una ligera neurosis por tantos años de exámenes.  cada vez va a más la neurosis. Suele soñar   que se quedaba en blanco delante de un tribunal, o a veces, presa de la presión de la formación, aunque sea haciendo un  simple curso para manipular alimentos, se le activa la neurosis y le da por repetir palabras, como por ejemplo, Teruel Existe.
No podía dejar de pensar Antonia en esos instantes, que Teruel existe. De hecho quería gritar a sus compañeras:
Teruel existe,
lo tenía en la punta de la lengua, lo arrastraba como ese deseo secreto de ser poseída por cinco obreros sudorosos contratados por el ayuntamiento para limpiar los jardines . Los  veía desde la puerta como jugaban a espadachines con las azadas como mongoles  por el fervor de las    olimpiadas que se estaban celebrando en Río.
De repente, se escucha un grito como de pantera en ese purgatorio burgués de la agencia local de desarrollo.
¿Venis al curso, verdad chicas?
la pregunta la hace una morena coaching ultra segura y ultra agresiva.
abre la puerta empujándolas sin que tengan tiempo a reaccionar  las tres rosas que quedan dentro del aula con cara de huevo.
La monitora , como un tiburón empieza dar vueltas en torno a las chicas como si fueran su presa mientras les tranquiliza:
El desempleo no nace de la violencia de las clases burguesas cuando no pueden abarcar las estructuras de producción que ellos mismos dominan. aquí aprenderéis eso, gracias a un método científico que da  esperanza de los pobres, el coaching, donde salario y trabajo dependen de la voluntad de la transformación de las emociones. Pues la emoción que generéis puede cambiar la superestructura de la producción.
 Escuchar mi grito de Baghera.
Gruagggggg, gruagggggggg.
Solo se necesitan dos click cerebrales  femeninos para inducir un cambio.
Y ahora hacer la pantera:
gruaggggr, gruagggg
 Gertrudis a Antonia que hace :
  croack,
¿ qué eres guapa,  acaso una rana?
 presa de los nervios y llevada por su neurosis ecolalica Antonia empieza a gritar llevándose las manos a la cabeza:
Teruel existe. Teruel existe.
croak, croak
 Gertrudis con gesto tranquilo, acostumbrada a los limites de resistencia psicológica:
bueno, es un principio. las ranas también son animales de transformación. En fin…El objetivo señoritas, es la liberación de la jaula donde habitan:
El fracaso.
Para ello hay que escucharse unas a otras.
En el aula donde se encuentran hay unas sillas en forma de corro circular  que ocupan  el centro. En una de las paredes hay una pizarra, bajo una mesa grande, y en el fondo, otra pared con perchas, un armario, y  un reloj de pared. Bajo de las sillas, hay unos peluches. Cuando las chicas se sientan, Gertrudis de Ockam les dice:
ahora quiero que saquéis los peluches que hay bajo vuestro culo y le digáis vuestro nombre dándole un beso.
Antonia besando su peluche: Antonia.
Mariángeles besando su peluche: Mariángeles.
Jacinta besando su peluche: jacinta.
Las tres chicas con el peluche peludo en las manos esperan la  nueva orden.
Gertrudis:
Ahora quiero chicas, que digáis el nombre de vuestra compañera besándola donde habéis besado al peluche.
Antonia dice Jacinta y la besa en la boca,
Jacinta dice Mariángeles y la besa en el ombligo,
Mariángeles dice Antonia y   la besa en el pie.
  Gertrudis aplaude caminando hacia el armario.
allí se enfunda un traje de apicultora.
Chicas, ahora vamos a pasar al nivel de transformación. como no se si algunas de vosotras sois mariposas, abejas, o murciélago, por si acaso, me pongo el traje de seguridad. Me obliga el sindicato de coaching, no es nada personal.
 he leído vuestro curriculum antes de venir. Os conozco mejor que vosotras mismas, evidentemente. Por eso voy a hacer una representación de vosotras para que os transforméis a través de mi actuación.
Ahora soy Jacinta. Trabajo en la parada de pescado del mercado municipal. El dueño, Amadeo, se acaba de jubilar y me pide que me quede con el negocio, pero yo le digo no. Por qué? por estar acostumbrada a ser solo una simple dependienta. Limpio con esmero las tripas del pescado. Huelo a mejillón cuando llegó a casa, y mi marido se vuelve loco por el olor. Desde que perdí el trabajo no he hecho nada hasta hoy por reciclarme. Solo entregar curriculum en papel de envolver pescado a supermercados. ¿ Es así?
Jacinta llorando:
Si, si, si. Soy un fracaso.
Empiezan a salirle alas y vuela Jacinta por el aula.
Ahora soy Mariángeles.
mirarme lavando ropa como una esclava. Hace meses que me han despedido, pero mi patrón me llama de vez en cuando, y cuando aparezco  abre sus brazos diciendo:
Mariángeles, te necesito, haz algunas horas, el negocio va mal, lo sabes, por eso no puedo asegurarte. No es culpa mía, todas estáis así. Ven a hacer unas horas, lava, friega.
Mariángeles se pone las manos en la cara:
Es así, es así.
Le salen alas y vuela.
Ahora soy Antonia.
He terminado varias carreras, tengo varios másters, hablo idiomas, pero vuelvo a casa de mis padres cada día. He perdido la esperanza de trabajar y siento envidia de la chicas chonis , todo el día con su agujerito tapado por algún chico. Odio a mi madre porque está orgullosa de mi inteligencia, me odio a mi misma. Estoy pensando  en sacarme el título de coaching. Quiero dominar.
Antonia con sus flamantes alas:
Así es , así es.
Las chicas dan varias vueltas por el aire y al caer en tierra se convierten en hombres.
 Loli Giménez y Angelillo de Uixó.

 

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s