En el corazón de la psicosis.

DSCN0025

Advertencia: El siguiente escrito por poder atacar la integridad, el honor, la autoestima de una persona cercana a mí y a la que le deseo lo mejor pese a que me está acosando y atacando, y le tengo auténtico pánico, llegando a tomarme  muy enserio sus amenazas,   hasta el punto de tener que denunciarlas no pudiendo aguantar más, y pudiendo servir para que le presten la atención que creo que necesita. advierto al lector que el  siguiente relato  aunque pueda parecer que guarda relación con el acoso que estoy sufriendo, es una ficción.

5images

I.

My beautiful picture
observé con paciencia el largo y torcido camino que tenía que recorrer entre unos pedregales para bordear la casa de aquel loco que estaba debajo de mi caseta y dominaba la única carretera  al pueblo de vall d’Uixó.  Me sentía con un imbécil saltando entre los ribazos, atravesando zarzales, dándome golpes con las ramas de los pinos que habían invadido unas sendas en desuso, ya que todo el mundo bajaba desde hacia años por un hermoso camino asfaltado donde cabían dos camiones y donde los peregrinos podía bajar de forma cómoda y segura sobre las aceras, incluso descansar en los bancos del jardín, o beber agua  de una fuente rodeadas de dos papeleras. La situación cuando lo pensaba me daban unas ganas locas de reírme de toda ésta maldita humanidad  por tener que caminar de semejante manera similar a un forajido. Mis otros vecinos, al igual que ese loco , veían mi silueta dando vueltas por el secano abandonado saltando de aquí por allá entre los arboles y los espinos.  Debían de entrarle ganas de reírse de mi,  sobre todo a los chirigüilis,  y  a ese loco que en la terraza  me observa a más de quinientos metros de distancia  peregrinar hacia el pueblo sin que pudiera darme con una piedra. Toda ésta panda de personas de las que hablo vivimos en una especie de escombrera ilegal , antaño tierras de secano donde tuvo morada el algarrobo que fue talado para construir estos panales de ladrillo que rodean toda vall d”uixó. Son conocidas éstas construcciones con el nombre de casetas.

Frágiles, hechas de yeso y ladrillo, donde colocó majada, cochera, paellero y perro mala gente. Trabajadores sin cualificación de la obra o del zapato, humildes y vagos, que bajo unos modales de analfabetos y gente campechana se oculta un alma enferma de envidias, milicias, aspiraciones insatisfechas rencores, y en ocasiones: la enfermedad mental.

DSCN0023
antes de aventurarme a bajar la basura al contenedor de texas que estaba a menos de 300 metros de mi caseta, y que me iba a suponer empezar a dar vueltas por la montaña ante la visión divertida de mis vecinos, recordé como mis caminos se habían entrelazado con ese loco hacia unos meses; cuando le eche una cuerda en medio de su naufragio personal sin saber a que tipo de persona ayudaba, ni si comprendía la ayuda, que era mutua y de interés colectivo.  Al resto de vecinos del lugar le traía sin cuidado lo que le pasará al prójimo, aunque lo tuviera a dos metros de sí muriéndose, y eso a mí me exasperaba. Yo no fui educado de semejante manera. A la conducta de las personas hay que pedirles un minino , y uno de ellos es el de socorro. Ahora pienso que a veces, la conducta más prudente es dejar que una persona se hunda sin hacer nada, contemplar como perece con  indiferencia. algo así como cuando ves en la televisión que hay un incendio, y a un tipo prototipo del hombre standar actual al que entrevista antena tres es el primero y único superviviente en haber escapado del incendio dejando que las mujeres y los niños para que se quemen vivos, y la gente le aplaude y dicen que ellos  hubieran hecho lo mismo. Si, si hubiera un incendio en San Antonio, tengan por seguro que echaría gasolina a las dichosas casetas  de estas personas. Antes no pensaba igual. Fue el año pasado, en invierno, antes de navidades, cuando hablé con él por vez primera  pese  a que llevábamos varios años viviendo aquí ambos. Sin embargo nunca lo habíamos hecho antes. Yo me instalé entre estos bribones por motivos de vivienda y trabajo en el 2002. según él me contó llevaba viviendo en san Antonio desde el 2006, cosa que me sorprendió, pues sabia de su existencia desde hacia poco. Durante estos años, lo único que llegue a saber de ésta persona fue tomando café con otros vecinos con los que había entablado amistad que lo mencionaron.  Salió  a relucir  no sé bien a santo de qué en una conversación por su extraña conducta, ya que nunca salía  de su caseta, ni recibía visitas.
Algo le pasa a ese chico- dijo Maricarmen moviendo con la cuchara el azúcar el café del que tomó un pequeño sorbo mientras me invitaba a unas pastas que había hecho ella misma.
¿ qué chico? pregunté yo.
El de la curva- respondió.
No, no se de quien me hablas- le respondí.

luego pasamos a otro tema.
El motivo de conocerlo, así yo como otra mucha  gente, ya que llegó a hacerse celebre por lo que le ocurrió; fue por una noticia tan brutal, tan dura de asumir, que cuestionaba todo el orden moral de nuestra sociedad, y que de no haber acudido a interesarme por él ,me hubiera hecho ser un ser abominable, incivilizado, inmoral y salvaje como el resto de gente de vall d “uixó. Así que olvide esa especie de halo misterioso que tenía su casa para mí, y fui a su encuentro. Realmente creo que desde que supe de su existencia y su peculiar forma de vida siempre tuve ganas de conocer lo que le pasaba. Ahora por fin tenía la excusa perfecta para presentarme  y hacerlo como a mi me gustaba:

a lo grande.
me contaron que lo habían recogido desmayado del suelo por desnutrición.Su caso me interesó  mucho, ya que iluminaba una realidad social silenciada por los grandes medios de comunicación y las autoridades, que no hacían otra cosa que mentir sobre la realidad crisis para salvarse ellos, mientras en vall d”uixó los niños pasaban hambrunas, los suicidios estaban disparados, y la gente iba a la deriva abandonada a su suerte. Entre tanto nos contaban amables periodistas, pacientes congresistas, un ascético  presidente de España, y un  Rey con aspecto de muy veraz, que había habido algunos pequeños problemas en la economía, pero que con unos magníficos ajustes la nave se había logrado salvar. Aunque el barco  veíamos que hacia aguas por todas partes, pero se nos obligaba a no perder la calma con la ley mordaza. Yo, ya hacia años  que perdí mi puesto de trabajo, clasificador de primera de azulejos, y me dedicaba a escribir en un blog la realidad de vall d”uixó. Lo hacía tanto como un observador   neutral en ocasiones,    como en otras, de protagonista de los desajustes que se estaba produciendo en el país y que me afectaban. El clima de cinismo de esta desventurada sociedad en su conjunto había llegado a ser de tal calibre de brutalidad, innobleza, y de esperpento , que daban ganas de reírse de ver a la gente en la miseria. He de confesar que hasta el momento no había tenido suerte en tener una gran exclusiva ,y me dedicaba a lanzar chistes sobre lo que me ocurría, pero cuando supe de lo que le había pasado, presentía que en este caso iba a tener suerte.

DSCN0020
Así que dirigí a su casa para preguntar en que podía ayudar. Mi primera entrevista con él fue agradable. Me pareció una persona inteligente, y el relato de su supervivencia sin empleo, sin otro recurso que el famoso cheque de los servicios sociales, que conocía tan bien como él ,80 euros y a cambio  trabajar una semana entera para la comunidad. A él se lo habían retirado como a mí al no querer hacer colaboraciones sociales. Su determinación de no pedir ayuda para no molestar a nadie, me hizo ver en él primero a una persona integra, luego a un héroe, y  finalmente…. a un mesías al que seguir. Hoy se que cuando se refería no molestar a nadie, es que no tenía a nadie. Era un exiliado de la humanidad.
Con las siguientes visitas fuimos forjando unos lazos de alianza y de amistad. Ésta última siempre conlleva  confidencias, pequeñas confesiones que si les prestamos atención nos puede decir mucho de la personalidad de una persona. En los siguientes nueve meses, solo  una vez estuve cerca de darme cuenta de que algo le pesaba,y lo hubiera  hecho si le hubiera prestado atención a lo que me contó, en vez de centrar toda mi atención en la realidad social del país en el que le metía a él y a mí.  Hoy me preguntó con un sentimiento de culpa y de idiotez, como no pude darme cuenta de todas aquellas señales, si yo tenía aprobado el equivalente a más de tres años de psicología.  ahora lo tengo claro, y siento vergüenza de mí, pero mi obcecación en esos días de exponer el objetivo al el plano social, me hizo ser un mal observador y narrador de su historia. Ahora lo trato de enmendar.

contemplando mis putos atardeces en vall d'uixó.
Estábamos preparando un vídeo que iba a ser una gran revolución, yo iba vestido con una camisa del Che y unos tejados, aunque había traído un uniforme militar por si variaba el argumento del vídeo, como vario. él iba con una camisa roja y unos pantalones de pana, en el vídeo haríamos un manifiesto llamando al resto de afectados por las colaboraciones sociales que se unieran a nosotros en la desobediencia civil. Le pregunté si me daba permiso para colgar una soga de una viga de hierro que había sobre nuestras cabezas. Yo fingiría que me ahorcaba para que la gente  supiera que estábamos dispuestos a todo antes de retroceder. Entonces me miró de una forma muy extraña, y me dijo que en esa viga no.
¿ por qué? pregunte yo.
Me contó que era una viga mágica.  una vez había visto como empezaba girar todo dentro de la caseta, estando él en el mismo sitio donde yo estaba en ese momento. Bajo la viga. El techo desapareció, se retiró como cuando abrimos una lata de sardinas, y siendo pleno día surgieron estrellas y planetas sobre el cielo. Del firmamento bajaban ángeles fluorescentes que volaban a su alrededor cantando hermosas melodías. subían y bajaban de los astros mientras la casa daba vueltas, así durante más de cinco minutos, hasta que en esa viga se posaron dos ángeles. Uno de ellos era una mujer desnuda y el otro un travesti. ambos le llamaban, y le decían que él también podía volar, entonces vio que le crecían alas y al moverlas  empezó a notar que ascendía por el cielo hasta  unirse a ellos, y se apareó con ambos mientras el planeta saturno con sus discos radiales le cortaba sus alas cuando termino la cúpula, entonces bajo al suelo flotando como  hojas mecidas por el viento que empezó a soplar y a reconstruir todo.
Recuerdo que en mi cerebro sentí una especie de alarma, y algo de temor. Le pregunté desconcertado  si lo que me acaba de contar era una broma,  si había sido un sueño, o estaba despierto cuando eso ocurrió. Su mirada era clara y sincera, no me contestó nada, solo miró lleno de felicidad la viga, y yo me estremecí, pero como estaba tan obcecado y animado por el vídeo  no quise saber más.
Bueno está bien, dejaremos la viga para los ángeles, lo haremos sin la soga. Escucha, esto es el guión, primero entro hablando, hago un intro con la flauta, cuento lo que pasa en los servicios sociales y lo brujas que son las asistentas, y cuando yo diga desobediencia civil , tú te pones la gorra de teniente de la guardia civil silvas el himno de España mirando a cámara y me pegas con una porra. ¿ vale?
EL vídeo fue un auténtico éxito, él estuvo muy bien en su papel de teniente de la guarida civil, aunque el vídeo no fue del todo tan comprendido como yo deseaba.
La gente me paraba en la calle silbando el himno español y me preguntaban si quería que me pegaran.
No, no eso- tenía que hacer un esfuerzo en hacerles comprender  a esos bribones fascista medio retrasados de vall dúixó de los bares de la venida suroeste  de que iba el vídeo-
lo que quiero es que se prohibían las colaboraciones sociales, como los toros, y las fiestas populares, ¿ comprendéis hermanos?

Debido a que los escritos, artículos, ensayos, manifiestos, vídeos… que realizaba para dar a conocer la realidad social en la que vivimos muchas personas no estaba teniendo el efecto que yo deseaba ,y sinceramente, empezaba a tener la opinión de que nadie los comprendía, que era un grito desesperado al que nadie acudiría  en medio de una tormenta donde solo se escuchaba el agua caer,  los truenos, antena tres y el ABC. Entonces tuve una visión, tras mucho pensar  decidí cambiar de táctica, le expresé a mi aliado si en vez de hacer manifiesto dadaísta sobre las colaboraciones sociales íbamos a los juzgados, a inspección de trabajo   y denunciábamos la situación.
Eso sería genial, es una gran idea, no se como no lo hemos pensado antes, durante todos estos meses- me respondió entusiasmado.
Así que denunciamos.

DSCN0022
He de decir que dio más resultado la denuncia que todos los vídeos, artículos, y manifiestos juntos.
La denuncia saltó a la prensa, y cayó como un mazazo sobre las autoridades días antes de las elecciones.
Nuestra relación hasta ese memento era buena, las colaboraciones sociales fueron eliminadas, y yo estaba orgulloso de mi trabajo.  por fin había conseguido mi gran noticia.
Con el periódico en la mano bajé hasta su caseta a felicitarle para agradecerle toda su colaboración y su gran papel sin el cual que no hubiera conseguido hacer nada , y expresar solemnemente todas esas cosas que se suelen decir en estos casos. al llamar a la puerta de su caseta me encontré con otra persona. Sus ojos demostraban que tenía la autoestima por los  suelos, también llevaba el periódico en la mano, y parecía afectado negativamente en vez de estar contento. yo me quedé perplejo observando su rostro cambiado sin decir nada, presentía que  algo malo que iba a pasar dentro de un momento. Estaba apunto de explotar. No era ya el aliado fiel que hacia videos conmigo y participaba en la desobediencia  civil. Hice un esfuerzo para alagar la mano, lo hice con temor ante su rostro.  Apartó de un empujón mi mano que golpeó con fuerza, y me dijo de forma brusca  y seca:
Caminito y largo de aquí marrano traidor. quita denuncias.

My beautiful picture
En su voz había una profunda desesperación que salia desde dentro de su misterioso corazón, tartamudeaba y me miraba con odio, y a la vez buscando espiar alguna falta, como si se hubiera fallado a si mismo y solo pudiera recuperar la autoestima haciéndome sufrir en la vergüenza, haciéndome  caer en el deshonor después de haber ganado una partida en la que él se sentía como un secundario utilizado .
Ese fue el comienzo de meses de insultos, empujones, lanzamientos de piedras, y el motivo por el que tenía que rodear toda la montaña de peña creus para no tropezar con él. Al final solo me ha quedado  denunciar ante la guardia civil y dar parte de su errática  conducta a la misma asistenta que denunciamos por coacciones en los servicios sociales. El motivo con que representa su enfado de forma lógica  es la retirada de esa denuncia que puse solo para conseguir  el titular de prensa, que es lo que buscaba. Cualquiera incluso él,  puede comprender que la asistenta solo recibe ordenes,  y que otros escondidos en despachos, en la sombra del poder, han sido los verdaderos  artífices  de las coacciones.

No, no es por eso por lo que quiere matar, eso solo es una excusa, sus motivos por los que me persigue no tienen nada que ver conmigo, están en  las tinieblas de su mente.

My beautiful picture
Angelillo de Uixó.

Licencia de Creative Commons
En el corazón de la psicosis. by ángel Blasco Giménez is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 4.0 Internacional License.
Creado a partir de la obra en angelillo201.wordpress.com.
Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s