2015, una odisea del espacio en el contendor de basura.

Posted: June 28, 2015 in capitalismo, vall d´Uixó
Tags: , , , , , , , ,

2015 una odisea  del espacio en el contenedor de basura.

DSCN0122DSCN0128
Las cámaras apostadas en todos los rincones de vall d”uixó seguían a un grupo de cuatro personas encorvadas, agotadas, caminando en silencio sepulcral. Andan rebuscando entre los cartones y los contendedores de basura para intentar sobrevivir. Visten con harapos y parecen desmoralizados. No han encontrado nada en todo el día. El grupo está extenuado. Arrastran los pies al caminar cómo si les doliera. EL sol cae sobre sus cabezas a más de 40 grados. Han abandonado la cuesta del barrio de texas para llegar al último contendedor de basura que da paso a un campo envuelto en un horizonte dominado por  luz amarilla que brilla por el páramo con la intensidad de una hoguera encendida por la fuerza del sol. Sus rayos son mecidos por un viento seco y abrasador en un paisaje dominado por una fuerte radiación solar que se cierne  sobre troncos de algarrobos muertos, almendros secos, y una extensión sin limites de campos abandonados que se estrellan contra montañas marchitas. Los detalles fotográficos de las cámaras  permiten ver que  todo el grupo van con la suelas de las  zapatillas pegadas con celo o atadas con cuerdas. unos de ellos  es conducido de la mano, pues sus gafas están rotas con los cristales pegados con tiras de celo, lo que es causa de ver borroso y sentir dolor de cabeza.

My beautiful picture

My beautiful picture

Acerca más el objetivo hail- pide desde el centro de guiones e interpretaciones el capitán David al superordenador hail 2.000 que controla la ciudad y a sus habitantes cómo si fueran animales de un zoo, o peces en un pecera.
EL ordenador da inmediata orden al aumento al zoom de una cámara oculta en la farola que está junto al contenedor de basura.
El más alto y fuerte de ellos, es un varón de unos 40 años, pelo largo, metro sesenta y ocho, posee una gran barriga hinchada por alguno tipo de infección. Sus velludos brazos están repletos de tatuajes de Camarón de la Isla , adornando el cantador  sus brazos sudorosos. comienza de repente a dar golpes de alegría con las manos.
El resto de superviviente se acercan al contenedor. EL grupo de humanos, sin creerlo observan lanzando al aire varios zapatos que ruedan hasta caer al suelo.
todas las manos se lanzan hasta el contenedor y empiezan a sacar los zapatos nuevos mientras se quitan los suyos y se prueban las tallas.

DSCN0123DSCN0125
Hail, quiero que analices los vectores de peligrosidad de esa gente ahora con zapatos nuevos- ordena el capitán David en la sala de mando. La sala se trata de una habitación oscura con un ventilador colgado del techo, y monitores por todas partes a los que llegan  fotografías que anticipaban los guiones de actuación de las fuerza de seguridad.
El ordenador hail 2.000 comienza a escribir el guión:
Los hombres putrefactos ahora pueden correr más rápido, buscar más basura, alcanzar nuevas herramientas, en el fondo de contenedor me informan los dispositivos instalados de que hay un palanqueta dentro, de un momento a otro llegaran a ella.
El capitán David preocupado observa las imágenes de pie ante la enorme pantalla de más de dos metros cuadrados. Emite con tonalidades crepusculares. A través de las fotografías se anticipa el delito observando el rostro de alegría del jefe del grupo sujetando una palanqueta de acero brillando que acaba de sacar del contenedor. El resto pide tocarla. EL sol  ilumina la palanqueta que lanza destellos blancos y plateados mientras  sonríen de forma salvaje.
El capitán le pregunta a Hail.
Hail ¿ con ella pueden organizarse con otros grupos e intentar un asalto a una casa de alguno de los hombres grandes? ¿ recomiendas mandar una unidad para su captura?-

Hail 2.000 delibera a través de lsa fotografías haciendo simulaciones y calculando las probabilidades de que se cometa un robo con esos zapatos nuevos y esa palanqueta.

Su análisis empieza a ser escrito a través de las pantallas de plasma:
Los hombres putrefactos se sienten demasiado pequeños para atacar a alguien grande, las emociones que se analizan de las contracciones de sus músculos faciales, la presión de la mano sobre los detectores que lleva incorporada la palanqueta informan que la utilizara el líder para mantener el poder dentro de su grupo, o contra un grupo rival similar. No se descarta que incluso contra la cabeza de su compañera.
No es necesario de momento mandar una unidad para su captura. Sus circunstancias son tan desfavorables e insalvables que no representa una amenaza para los hombres grandes.
El capitán David tras los monitores  más tranquilo  observa las siguientes fotografías que llegan a docenas siendo analizadas dentro del monolito de control.

Ahora se secuencia  cómo esconden entre los ribazos las zapatillas para que nadie se las quite.

EL jefe blandiendo la palanqueta ordena a dos de ellos que corran hacia el barrio de texas mientras este, con palanqueta en mano y el medio ciego permanecen custodiando el contenedor de basura.

prehistoricoperro

Hail por favor sigue a los que corren. quiero saber a donde van.
hail 2.000 los filma ya por texas, los hacen ocultándose de las miradas de otros grupos desfavorecidos que descansan junto a una negra fuente que gotea rodeada de avispas blanquecinas gota de agua que  estallan en silencio cómo las estrellas en el espacio, formando un cristalino charco transparente.
Los dos miembros del grupo se adentra en una de las chabolas y al instante salen con bolsas de basura ocultas bajo la camisa, mientras el hombre de la palanqueta y su compañero se esconden detrás de un algarrobo ante la presencia de un misterioso coche que se detiene para dejar dentro del contenedor vacío una bolsa de basura.

El líder que lleva la palanqueta la sujeta fuerte con el corazón latiéndole , observando preocupado la mirada que lanza el nuevo intruso  al descubrir  lanzando la basura flotando de los ribazos varios cordones de zapatillas y el brillo parpadeante de una cremallera a la que le da el sol. Esto le llama la atención y hace intención de ir a ver de  que se trata.
Una voz dulce de chica sale del coche y le detiene.
Venga Juan que tenemos que ir a casa de mi madre a comer.
EL hombre pierde el interés por los destellos metálicos y vuelva al coche. La presión de la mano sobre la palanqueta se relaja en el líder. llegan en ese instante al contenedor los dos otros hombres del grupo con bolsas de basura que abren. empiezan a cargar las zapatillas.
El grupo de humanos es filmado ahora de vuelta a texas cantando.

2001_hdfeed_02agitado
Angelillo de Uixó.

Licencia de Creative Commons
2015 una odisea del espacio en el contenedor de basura. by ángel Blasco Giménez is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 4.0 Internacional License.
Creado a partir de la obra en angelillo201.wordpress.com.

 

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s